Seamos ejemplares

El Clínico realiza más de 2.600 sesiones de quimioterapia y radioterapia a pacientes oncológicos durante el confinamiento

Ciudadanía - IndeGranada - Miércoles, 22 de Abril de 2020
La actividad oncológica del hospital no ha cesado su actividad en el último mes, con 2.800 consultas presenciales, otras 862 telefónicas, 30 ingresos hospitalarios y 200 nuevos pacientes.
Atención de oncología radioterápica.
Prensa hospital
Atención de oncología radioterápica.

La actividad de la Unidad de Oncología del Hospital Universitario Clínico San Cecilio no se ha detenido, en ninguna de sus áreas, a pesar de la pandemia y de las obligadas medidas de confinamiento, según informa el centro hospitalario. Así, los tratamientos a los pacientes con cáncer han continuado en el Hospital de Día Oncológico y en el área de Oncología Radioterápica. En el último mes se han llevado a cabo 2.673 sesiones de tratamiento oncológico (radioterapia y quimioterapia) a pacientes.

Concretamente, desde el pasado 16 de marzo, se han realizado 1.962 sesiones de radioterapia y 711 tratamientos de quimioterapia. Igualmente, durante este periodo se ha dado igualmente respuesta a los pacientes con patología oncológica, considera preferente y no demorable que han precisado hospitalización, contabilizándose 31 ingresos.

Asimismo, se han llevado a cabo 2.779 consultas presenciales (1.427 de oncología médica y  1.352 de oncología radioterápica), de las que unas 200 han sido de pacientes de nuevos diagnósticos. Al total de consultas hay que sumarle las 862 revisiones telefónicas post-tratamiento. Toda esta actividad asistencial se ha llevado a cabo siguiendo todas las medidas preventivas y de seguridad necesarias para evitar posibles contagios derivados de la infección por Covid-19.

La directora de la Unidad, Isabel Castillo, destaca en este sentido la importancia de “seguir atendiendo a todos los pacientes oncológicos como hemos hecho hasta ahora, a pesar de las circunstancias tan adversas, ya que se encuentran entre la población más vulnerable debido, entre otros motivos relacionados con su enfermedad, a que el cáncer no espera”.

Respecto a las revisiones, tras valorar de forma individualizada el caso de cada paciente, la atención presencial en consulta se reserva para los pacientes a los que es imprescindible ver. “Cuando la consulta es telefónica, es el propio oncólogo quien llama al paciente, le informa de los resultados de las pruebas que hubiera pendientes, y en el mismo acto, le facilita la siguiente cita, ya sea para consulta, tratamiento o estudio. Tanto la nueva cita como la solicitud de  pruebas se envían al paciente por correo”, continúa la doctora Castillo. 

Reordenación de la actividad

Por otro lado, los tratamientos orales de la medicación denominada de usos hospitalario, que habitualmente se recoge en la Farmacia Hospitalaria del centro, están llegando, desde el 16 de marzo, a los domicilios de los pacientes oncológicos, mediante reparto por mensajería. Todo, gracias a la estrategia puesta en marcha por el servicio de Farmacia del hospital, evitando así muchos desplazamientos de los pacientes y preservando su salud de posibles contagios.

Del mismo modo, para mantener la atención a los pacientes y minimizar el riesgo de contagio, se ha llevado a cabo una reordenación de la actividad, dimensionada a la plantilla, con objeto de garantizar la asistencia sanitaria a los pacientes ontológicos. Así, se han abierto todas las líneas de teléfono al exterior, para facilitar la accesibilidad de los pacientes a los profesionales sanitarios, se ha prestado especial atención a los horarios de citación, para evitar aglomeración en las salas de espera, en las que también se ha aumentado la distancia de seguridad entre los asientos.

También, en el Hospital de Día Oncológico se ha incrementado la separación habitual entre los sillones donde reciben tratamiento intravenoso los pacientes y los familiares han esperado preferiblemente fuera del recinto.

El servicio de limpieza se ha intensificado en todos los turnos. De forma paralela, se ha realizado una clasificación o filtro tanto de pacientes como de acompañantes, antes de entrar a consultas o de recibir tratamiento, comprobando la ausencia de los síntomas más frecuentes del coronavirus.

Asimismo, cuando los pacientes oncológicos acuden por primera vez a la Unidad, ya sea para iniciar tratamiento sistémico o con radioterapia, reciben una información detallada verbal y escrita, específica de cada tratamiento. Los profesionales de enfermería les aconsejan cómo deben de cuidarse durante el tratamiento y después del mismo.

En la situación actual de pandemia por coronavirus, se informa además (mediante un folleto explicativo elaborado especialmente para los pacientes oncológicos) de  todos los cuidados y medidas de prevención que deben tener en cuenta antes de entrar en la Unidad, durante su estancia en la misma y al marcharse y llegar a casa. Estas medidas pivotan en torno a las recomendaciones del Ministerio de Sanidad y la Consejería de Salud: higiene intensiva de manos, uso de mascarilla y mantener distancia de seguridad. Todas estas medidas tienen como objetivo garantizar la mejor  atención oncológica posible y minimizar el riesgo de contagio para pacientes y profesionales. 

El Clínico San Cecilio quiere agradecer una vez más la implicación y el esfuerzo de todos los trabajadores del centro para ofrecer la mejor atención a nuestros pacientes. "Todos ellos son fundamentales, como lo es la colaboración de todas las personas, la cual seguimos necesitando para cumplir con las indicaciones realizadas por el Gobierno de España y la Junta de Andalucía y evitar acudir al centro hospitalario, salvo en caso de estricta necesidad", indica el hospital.