Vive Sierra Nevada. Ahora, también esquí nocturno

Comienza la vacunación en la residencia Santiago Carrillo de Maracena

Ciudadanía - IndeGranada - Jueves, 7 de Enero de 2021
Enfermeros del SAS se han trasladado al centro para el suministro de la primera dosis.
Vacunación en la Residencia Santiago Carrillo de Maracena.
Ayto.Maracena
Vacunación en la Residencia Santiago Carrillo de Maracena.

La vacunación contra la covid-19 de todos los trabajadores y usuarios de la residencia de mayores Santiago Carillo, en Maracena, ha comenzado con la inyección de la primera dosis de la vacuna de Pfizer a 54 empleados y 86 usuarios, tras su aplazamiento el 28 de diciembre.

Enfermeros del Servicio Andaluz de Salud se han trasladado hasta el centro para el suministro de la primera dosis y lo harán de nuevo trascurridos 21 días, para aplicar la segunda inyección, según ha informado en una nota de prensa, recogida por Europa Press, el Ayuntamiento de Maracena.

El alcalde de Maracena, Noel López, ha mostrado su satisfacción en este día "histórico y emotivo para todos", y ha indicado que "estamos muy contentos de que por fin se empiece con la vacunación y podamos ver la luz al final del túnel. Queremos animar a la tercera edad para que confíe en qué se están poniendo todos los medios posibles para protegerles y cuidarles."

Samia Molero, directora de la residencia, ha señalado que seguirán con el mismo protocolo "estricto" de seguridad, higiene y desinfección con el que cuentan, hasta que se alcance la inmunidad tras la segunda dosis, y ha hecho hincapié en la importancia afectiva de los usuarios: "Hemos recibido este día con mucha ilusión. Llevamos una larga pandemia, y aunque hemos hecho lo posible por dotar de normalidad al centro, los usuarios echan de menos el contacto con sus familiares".

Asimismo, el testimonio de Francisco Portellano, usuario de la Residencia desde hace más de siete años, no ha dejado lugar a dudas: "Antes de la pandemia, mis cuatro hijos se turnaban para poder venir a verme. Desde que el virus vino, no han podido. Ahora con la vacuna esperemos que sí".

Los trabajadores del centro han mostrado también su alivio. Así, Montserrat Roldán, gerocultora, ha mandado un mensaje a todos los ciudadanos animando a vacunarse cuando proceda: "Es una vacuna como otra cualquiera para poder vivir con tranquilidad. Es por el bien común y por ellos, para que puedan tener esperanza".