Ven al Parque de las Ciencias

Socorristas salvan la vida a un hombre mayor que nadaba, ya agotado, en una playa de Almuñécar

Ciudadanía - IndeGranada - Lunes, 8 de Julio de 2019
Bandera roja este lunes en La Herradura.
Ayto. Almuñécar
Bandera roja este lunes en La Herradura.

Los socorristas de la playa de Velilla, en Almuñécar, que estaban el pasado viernes de guardia salvaron la vida a un hombre mayor,  que se encontraba muy cansado y casi inconsciente,  a unos 60 metros de la orilla  y a unos 150 metros del embarcadero de la citada playa sexitana. Fue rescatado y trasladado hasta el hospital comarcal.

Seún informa el Ayuntamiento de Almuñéar, los hechos ocurrieron cuando los socorristas Alicia y Alonso acompañados de José, patrón de la embarcación, observaron a un bañista que tenía cierta dificultad para nadar. “Se encontraba muy cansado, casi agotado y semiinconsciente. La socorrista se lanzó al rescate y acompañados de la embarcación lo llevó a la orilla mientras pusimos el protocolo de solicitud de la ambulancia que se ubica en la playa Puerta de Mar para trasladarlo hasta el Centro de Salud. Todo fue muy rápido y salió perfecto. Si llegamos 10 minutos más tarde no se qué hubiera ocurrido. La familia dice que fuimos su ángel de la guarda”, relató José,  patrón de la embarcación, quien reconoce que se emocionó cuando el hombre socorrido fue a darles las gracias.

El hombre, que responde a las iniciales B. L.,  de 74 años y de origen jienense, está disfrutando de unos días de descanso en un apartamento de Velilla. Se fue a nadar solo a la playa, donde plantó su sombrilla y se echó al agua hasta que fue socorrido.

Su familia,  al  ver que se retrasaba, se preocupó porque tampoco estaba la sombrilla –que también fue recuperada y guardada por los socorristas-  y empezó a buscarle por algún bar; sin embargo  lo encontraron al llamar al  hospital comarcal de Motril al describirlo físicamente.  B.L., después de su recuperación en el hospital y a la vuelta a Velilla, quiso acercarse al puesto de socorro para dar las gracias personalmente a las  personas “que le habían salvado la vida”, según manifestó en un momento muy emotivo para todos, socorristas y socorrido. 

Banderas rojas 

Por otro lado, el viento y el oleaje de poniente han obligado este lunes a izar las banderas rojas en casi todas las playas sexitanas. La bandera roja se impuso en este inicio de la segunda semana del mes de julio, tras un fin de semana un tanto atípico, donde la inestabilidad por la falta de sol e incluso algunas gotas de lluvia “espantaron” a los bañistas de las playas.

Una excepción son las playas de Velilla o Marina del Este, más protegidas del poniente, donde la afluencia fue importante,  especialmente el sábado.

Los surfistas son los más beneficiados por el oleaje suroeste en la playa de La Herradura donde se dieron cita un buen número de ellos. Ataviados con neopreno y tabla en mano no duraron de echarse a la mar y esperar la ola adecuada para surfearla.