Un verano en el Parque de las Ciencias.

Subvenciones de hasta 15.000 euros para impulsar las pequeñas empresas comerciales de la provincia

E+I+D+i - IndeGranada - Martes, 24 de Octubre de 2017
Encuentro en la Cámara de Comercio para dar a conocer las ayudas.
junta de andalucía
Encuentro en la Cámara de Comercio para dar a conocer las ayudas.

El director general de Comercio de la Junta de Andalucía, Raúl Perales, ha anunciado este martes que las pymes comerciales contarán con dos líneas de subvenciones para mejorar, por una parte, la gestión empresarial a través de las Tecnologías de la información y la comunicación (TIC), con un importe máximo de 6.000 euros, y por otra, para proyectos de actualización, diversificación y expansión de la empresa comercial, por un importe máximo de 15.000 euros. Para acceder a esta ayudas, las empresas que quieran acceder deberán estar inscritas en el Registro de Actividades Comerciales.

El director general de Comercio ha dado a conocer los requisitos de la Orden del pasado 28 de agosto, por la que se aprueban las bases reguladoras para la concesión de subvenciones en régimen de concurrencia competitiva para la modernización y aumento de la competitividad de las pymes comerciales (modalidad Pym). Lo ha hecho durante un encuentro con comerciantes celebrado en la Cámara de Comercio de Granada, que también ha contado con la presencia del delegado de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo, Juan José Martín Arcos; el presidente de la entidad cameral, Gerardo Cuerva, y la presidenta de la Federación Provincial de Comercio, María Castilla,

Raúl Perales ha manifestado que la Junta “apuesta por el comercio más cercano y con estas subvenciones queremos apoyar a la modernización de sus negocios y el mantenimiento del empleo. Hoy la transformación digital es una condición para la supervivencia de las pequeñas y medianas empresas que conforman el gran tejido comercial de Andalucía”.

Así, ha subrayado las posibilidades que ofrecen las TIC “para mejorar la calidad y la eficacia de los servicios que ofrecen las pymes comerciales, y su papel para optimizar los procesos de venta de los mismos, lo que las convierten en un elemento estratégico para el sector comercial. Con las subvenciones previstas para el uso de las TIC, queremos contribuir al crecimiento, la competitividad y la internacionalización de las empresas del sector comercial”.

Reactivar el comercio

Martín Arcos ha recordado que la Orden se enmarca en el quinto Plan Integral del Comercio Interior de Andalucía (2014-2017), que contempla los objetivos, las líneas de actuación y las medidas que se han de adoptar para la reactivación del comercio. “Uno de los grandes ejes de este Plan es el apoyo a la pequeña y mediana empresa comercial a través del desarrollo de líneas de ayudas a estas empresas, para su modernización y la renovación de sus establecimientos como formas de consolidación comercial y aumento de su competitividad”, ha dicho.

Gerardo Cuerva ha señalado que las subvenciones “van en la línea en que la Cámara está trabajando desde hace años. Creemos que la innovación y la formación en cuestiones como escaparatismo, redes sociales o plataforma on line, son básicas para uno de los sectores fundamentales para nuestra economía”, y ha remarcado “la perfecta sintonía que la Junta y la Cámara tienen en éste y en otros ámbitos.

En su desarrollo, la Orden recoge la no exigencia a las personas o entidades interesadas de aportar junto a la solicitud de la subvención ningún otro documento, sin perjuicio de su posterior requerimiento a lo largo del procedimiento. Asimismo, se amplía el plazo de solicitud de subvenciones de tres meses a seis meses, y entre los criterios de valoración se incluye como preferente la creación y mantenimiento del empleo, prioridad fundamental en al elaboración de medidas de este tipo, así como la creación de empleo para mujeres y jóvenes.

La Orden, que está cofinanciada con fondos europeos Feder y podría entrar en vigor antes de que finalice el año, recoge en la Línea A aquellos proyectos de incorporación y actualización de las TIC que conlleven mejoras en la gestión de la empresa, buscar una mayor presencia en Internet, marketing digital e incorporación al comercio electrónico, mientras que la Línea B se refiere a aquellos proyectos de actualización, diversificación y expansión de la empresa comercial.