Ven, conoce la provincia de Granada.
Ustea pide al consejero que confirme lo que se ha trasladado a los representantes sindicales

La Delegación de Educación traslada a los sindicatos que entra en "fase de reseteo" con los cambios

Política - IndeGranada - Viernes, 24 de Enero de 2020
La Junta de Personal Docente se ha reunido con el secretario de la Delegación y el jefe de Recursos Humanos que han confirmado que los IES Veleta, Zaidín-Vergeles, el Centro Público Integrado de FP Aynadamar y el CEIP Reyes Católicos "no se van a cerrar".
Manifestación contra los cierres de centros.
IndeGranada
Manifestación contra los cierres de centros.

La Delegación de Educación sigue preparando la visita que el próximo lunes hará el consejero de Educación y Deporte, Javier Imbroda, a Granada, rebajando la tensión provocada por las medidas puestas en marcha por su departamento. Así, tras la dimisión del delegado, ha comenzado una ronda con centros afectados y sindicatos para trasladar que las medidas quedan desactivadas. 

Así, según ha informado el sindicato Ustea, en la reunión de la Junta Personal Docente no universitario han participado el secretario general de la Delegación y el jefe de Recursos Humanos.

El secretario ha trasladado a los representantes sindicales que entran en "fase de reseteo" respecto a cualquier procedimiento iniciado que tuviera que ver con supresión de Semi-D, reestructuración de colegios rurales y fusión de centros con los CEIPSO. Y que, de realizarse, empezarían "desde el punto inicial". 

"Se nos aclaró específicamente que no se va a hacer nada con las actuales enseñanzas del IES Veleta, IES Zaidín-Vergeles y CPIFP Aynadamar, por lo que el curso que viene tendrán los mismos niveles y enseñanzas que este. También se nos confirmó que finalmente el CEIP Reyes Católicos no se va a cerrar", detalla Ustea respecto a la reunión de este viernes. 

La Delegación de Educación ha transmitido que todo lo transmitido se podrá verificar a final de febrero, momento en el que se concretan las unidades que tendrá cada centro el curso que viene. 

Según Ustea, los representantes de la Delegación han trasladado la idea de que parte de lo que consideran un malentendido respecto de las supresiones y traslados de enseñanzas, así como del cierre de centros, fueron consecuencia del "ímpetu" del anterior delegado y de la forma en que este trasladó a prensa opiniones que consideran personales.

Todo ello después de asegurar que los cierres y supresiones de enseñanzas "nunca estuvo encima de la mesa", obviando que desde la propia Delegación así se comunicó a los centros afectados. 

"El río sonaba porque llevaba un torrente de agua", advierte Ustea

El sindicato cree que "no se puede decir que no había nada respecto a modificaciones o supresiones de enseñanzas y cierres de centros, dando a entender poco menos que todo era un rumor o una ocurrencia del delegado. La información se había trasladado ya a varios de los centros de varias formas e incluso algunos de estos fueron instados por la propia Delegación a votar en los Consejos Escolares. A otros, en cambio,se les trasladó la información pero no se les instó a votar, sin aclararles el porqué de tal discriminación. A algún director un jefe de servicio le comunicó el cierre del centro para el curso que viene, advirtiéndole que no se le cargaría ninguna unidad a finales de febrero. No se puede por tanto afirmar que “no había nada sobre la mesa”, dando a entender que el origen de la alarma en la comunidad educativa parte del “ímpetu” del anterior delegado".

"El río sonaba porque llevaba un torrente de agua y la responsabilidad de todo esto no estaba en Granada sino en Sevilla. Granada simplemente era la provincia más afectada por los cambios que desde Consejería se pensaban llevar a cabo a espaldas de la comunidad educativa: cierre de semi-D, reestructuración de CPR, fusiones y cierres de centros", añade Ustea que se felicita por la supresión "momentánea" de los planes, que atribuye al éxito de la movilización de trabajadores y trabajadoras y familias. 

"Sin embargo consideramos que todavía no se está fuera de peligro, ya que la supuesta cancelación de los planes solo es para el año que viene, por lo que desde Ustea seguiremos vigilantes ante posibles actuaciones que supongan cierre de unidades, de centros y pérdida de puestos de trabajo. Queremos que ante cualquier cambio se cuente de forma vinculante con la comunidad educativa y con sus asociaciones y órganos (sindicatos, AMPAs, claustros y consejos escolares) y que se de la información veraz a tiempo".

Desde Ustea recuerdan: "ya hemos aprendido cómo se hace frente a un recorte y como se resetea y se vuelve a la situación inicial: movilización y huelga, un binomio que muestra la unidad de acción de la comunidad educativa".

Y subrayan que, dado que el mismo secretario ha afirmado en la reunión que él no es "un interlocutor" de la Consejería y ante la ausencia de Delegado/a territorial, piden que el consejero Javier Imbroda "confirme todo lo que se ha concretado en este reunión".

Cualquier cambio, "tras un estudio serio de viabilidad y contando con las familias y los docentes"

Otra de las reuniones celebradas ha sido con la comunidad educativa del IES Zaidín-Vergeles. Su AMPA ha mantenido un encuentro con el jefe de Planificación y Escolarización de la Delegación de Educación de Granada, "para conocer de primera mano la situación en la que se encuentra nuestro Instituto de Enseñanza Secundaria para el curso que viene y los venideros".

En ese encuentro, el jefe de Planificación les ha confirmado, según indican en una nota de prensa, "la información que nos había transmitido el alcalde de la ciudad de Granada en la reunión del lunes pasado, día 20 de enero: el IES Zaidín-Vergeles se mantendrá como hasta ahora y no se introducirá ningún cambio ni reestructuración en su funcionamiento", aludiendo también a que así lo ha "reiterado" el consejero Imbroda. 

Desde Educación le han indicado que "cualquier modificación que se planteara introducir en cualquier centro de enseñanza de Granada en un futuro se haría tras un estudio serio de viabilidad, contando con la opinión de las familias y, sobre todo, de los docentes implicados, y garantizando las instalaciones y los espacios necesarios para mantener o incluso mejorar la calidad de la enseñanza pública por encima de cualquier otro criterio".

Técnicos de la Delegación también comunicaron al IES Veleta que no habrá cambios el próximo curso.