Recicla la ropa que ya no usas. Es un mensaje del Ayuntamiento de Granada
La pésima gestión de la fusión sanitaria se cobra ya tres directivos de Salud, que debe reiniciar la negociación

La Junta cede para tratar de evitar que el conflicto sanitario le estalle a Susana Díaz

Ciudadanía - Juan I. Pérez - Miércoles, 1 de Febrero de 2017
Dos años, dos meses, una semana y tres días después, que suman un total de 801 días, la Junta de Andalucía anuncia la derogación del decreto de fusión hospitalaria en Granada, tumbada masivamente en la calle. Tras una pésima gestión, la Junta cede ahora para contentar las exigencias de una marea ciudadana que, desde Granada, se ha extendido al resto de Andalucía, y pone en riesgo las aspiraciones de la presidenta Susana Díaz.
La movilización ciudadana logra de momento derogar el decreto de fusión hospitalaria.
P.V.M.
La movilización ciudadana logra de momento derogar el decreto de fusión hospitalaria.

El anuncio de la derogación de la Orden de 21 de noviembre de 2014, por la que se actualizaba la estructura de gestión y funcionamiento para la prestación de los servicios de atención especializada en el Área de Salud de Granada, aprobada cuando la actual consejera de Igualdad y Políticas Sociales, María José Sánchez, dirigía también Salud, llegó acompañada de las renuncias del viceconsejero de Salud, Martín Blanco, y del gerente del SAS, José Manuel Aranda.

Con estos dos altos cargos, ya son tres lo que se han cobrado la reordenación hospitalaria de Granada, después de que Manuel Bayona, fuera destituido -también voluntariamente-, cuando aún la Junta creía que podría frenar el descontento ciudadano, liderado por el doctor Jesús Candel, que este miércoles declara por sus imputaciones al ya ex viceconsejero Martín Blanco.

A Isabel Baena y Mariano Marín les corresponde asumir las negociaciones, para lograr los dos hospitales completos, con todas las plataformas, incluidas las críticas, para no repetir errores

Anunciado por el portavoz del Gobierno andaluz, Miguel Ángel Vázquez, -sin estar acompañado por Aquilino Alonso, titular de Salud- tras el Consejo de Gobierno en una rueda de prensa en la que se esmeró en reiterar que las dos renuncias se producían a petición propia, la Junta se ve obligada a rehacer la cúpula de la Consejería que se supone la estrella del gobierno socialista, junto a la Igualdad y Políticas Sociales.

801 días perdidos en la “joya de la corona”, en palabras de Susana Díaz, que si no retoma el pulso del Gobierno andaluz, adormecido, y seriamente tocado por una Sanidad a la deriva por sus gestores, y contestada ampliamente en la calle, no solo sigue dando argumentos a la oposición parlamentaria, sino también, dentro del PSOE, si opta, finalmente, a la secretaria general del partido.

¿Cómo se puede liderar un partido si una materia esencial como la Sanidad genere semejante descontento ciudadano? ¿Cómo defender con hechos la defensa de la sanidad pública?

Desde el “ni un paso atrás” del delegado de Salud, Higinio Almagro, -salvado de la desastrosa gestión- tras la primera multitudinaria manifestación en Granada, el 16 de octubre pasado, al anuncio de ayer de la derogación, le ha sobrado soberbia a la Consejería de Salud, que no ha sabido afrontar un grave problema que estalla, en el peor momento para Susana Díaz. Tras lo sucedido, suenan ridículas las excusas sobre lo mal explicada que fue la fusión, sobre la que se escondió una desacertada gestión, a todos los niveles.

Tuit de Isabel Baena.

Atenazada por el conflicto sanitario en Granada, no visita la capital desde hace seis meses, mientras prosigue esa gira exterior para posicionarse en la lucha por el poder el PSOE.

¿Cómo se puede liderar un partido si una materia esencial como la Sanidad genere semejante descontento ciudadano? ¿Cómo defender con hechos la defensa de la sanidad pública?

En esta crisis ha faltado partido, más pendiente de tratar de apuntalar el liderazgo nacional de la secretaria general del PSOE-A, que de la realidad andaluza. ."¡Ya está bien de demagogia, de falacias y de engañar!", dijo el lunes el secretario de Organización del PSOE andaluz, Juan Cornejo, en referencia a Pedro Sánchez. Pues sí, ya está bien de demagogia.

Resetear el diálogo

Relevados Blanco y Aranda, en su lugar han sido nombrados María Isabel Baena y Mariano Martín, que se hacen cargo de la Viceconsejería y de la Gerencia del SAS, respectivamente. Baena, ex delegada de Salud, ocupaba actualmente el cargo de directora de Investigación y Gestión del Conocimiento de la Consejería de Salud, mientras que Martín Patón acaba de ser nombrado director gerente del Hospital Virgen Macarena de Sevilla.

Después de que el diálogo con los sindicatos CCOO, UGT, SATSE y CSIF saltara por los aires la semana pasada, es preciso reiniciar las negociaciones, abiertas ya a todas las plataformas, para lograr al fin los dos hospitales completos con urgencias finalistas.

María Isabel Baena Parejo (Córdoba, 1962) es doctora en Farmacia por la Universidad de Granada, máster en Salud Pública por la Escuela Andaluza de Salud Pública y experta universitaria en Epidemiología e Investigación Clínica y en Seguimiento Farmacoterapéutico. Desde 2013 ha ejercido como delegada territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales y, anteriormente y desde 2004, como delegada provincial de la Consejería de Salud y de Salud y Bienestar Social en Córdoba.



Entre 1993 y 1997 ocupó el cargo de titular de la Delegación Provincial de Salud en Granada. En este servicio fue asesora de Analíticas en el Laboratorio de Salud Pública responsable de la Sección de Prestaciones Farmacéuticas y, entre 2002 y 2004, encargada de la Unidad de Uso Racional de Medicamentos del Hospital Clínico San Cecilio de Granada.

El nuevo gerente del SAS, Mariano Marín (Alicante 1961), fue nombrado director gerente del Hospital Virgen Macarena de Sevilla a finales del pasado mes de diciembre, tras unas intensas negociaciones para desligar la gerencia compartida de las Unidades de Gestión Clínica de los hospitales Virgen Macarena y Virgen del Rocío. Marín. Licenciado en Medicina y Cirugía por la Universidad de Granada, es especialista en Cardiología Pediátrica y experto universitario en Urgencias Pediátricas.



Antes de ser designado como director gerente del Hospital Virgen Macarena fue subdirector gerente del centro sevillano, donde desde 2011 había desempeñado su labor como pediatra y como coordinador de Hospitalización Pediátrica de la Unidad de Gestión Clínica de Pediatría.

Marín inició su trabajo asistencial en el Complejo Hospitalario de Jaén en 1992, donde formó parte del equipo de Pediatría del centro entre 1992 a 2000. Entre los años 2000 y 2011, Marín ha ejercido diferentes responsabilidades de gestión, entre las que se encuentran la de director de Procesos Asistenciales en el Hospital Alto Guadalquivir de Andújar (Jaén), director general de Calidad y Administración Electrónica de la Consejería de Justicia y viceconsejero de la Consejería de Justicia y Administración Pública.

A ellos dos, les corresponde asumir las negociaciones, para lograr los dos hospitales completos, con todas las plataformas, ncluidas las críticas, para no repetir errores.

Candel, agradecido, vuelve a distanciarse de todos los partidos

El doctor Jesús Candel, promotor de las manifestaciones en Granada, agradeció anoche las muestras de apoyo y volvió a distanciarse de todos los partidos al considerar que no defienden los intereses de la ciudadanía.

Jesús Candel, anoche, en la retransmisión por Facebook.

En una intervención retransmitida a través de Facebook Live a las 23.00 horas, Candel insistió: “No siento afinidad por ningún partido” y agregó que “la política la debemos hacer los ciudadanos”.

Subrayó lo conseguido gracias al apoyo de la ciudadanía y los profesionales. “Yo me siento orgulloso de ser compatriota vuestro y granaíno” y advirtió: “No nos fiemos de la jugada de Susana (Díaz) que ha querido calmar la cosa..”.

Candel se despidió con un agradecido, “me habéis hecho creer que las cosas se pueden cambiar” y que “soñéis con dos hospitales completos”.

Información relacionada: