Campaña Toca Granada esta Primavera. Patronato de Turismo

Un libro analiza la figura de Fernando de los Ríos, ministro de la II República y primer diputado por Granada

Cultura - IndeGranada - Lunes, 5 de Abril de 2021
Ejemplares del libro, presentado este lunes.
l.peñalver/diputación
Ejemplares del libro, presentado este lunes.

“El pensamiento vivo de Fernando de los Ríos” es el título de un libro editado por la Diputación con motivo del centenario de su elección como parlamentario. Se trata de un trabajo “coral” que profundiza a través de “quienes mejor conocen la figura de este gran constitucionalista e intelectual”, que fue ministro de la II República, y primer diputado por la circunscripción de Granada, según ha explicao el presidente de la Diputación, José Entrena, que ha participado este lunes en la presentación del libro.

“Un político que es un hito de nuestra historia contemporánea y al que también consideramos granadino, pues fue en Granada donde obtendría su Cátedra de Derecho Político y donde dejaría una profunda huella”, ha asegurado el presidente durante el acto de presentación, en el Palacio de los Condes de Gabia, junto a cuatro de los seis autores del libro.

Los autores de “El pensamiento vivo de Fernando de los Ríos” son Virgilio Zapatero, catedrático emérito por la Universidad Autónoma de Madrid y exministro de Relaciones con las Cortes; Antonio Mª Claret García, doctor en Ciencias Políticas de la Academia de Ciencias Sociales y del Medio Ambiente de Andalucía y expresidente de Caja Granada; Octavio Ruiz-Manjón, catedrático de Historia Contemporánea de la Universidad Complutense de Madrid y miembro de la Real Academia de la Historia; Rafael Gil Bracero, profesor titular del Departamento de Historia Contemporánea de la Universidad de Granada; Gregorio Cámara, catedrático de Derecho Constitucional de la Universidad de Granada, exdirector de la Cátedra Fernando de los Ríos y exdiputado; y Juan Cano Bueso, catedrático de Derecho Constitucional y expresidente del Consejo Consultivo de Andalucía.

Presentación de libro, con varios de sus autores. De izqda. a dcha., Gregorio Cámara, Antonio Mª Claret Gacía, Fátima Gómez, José Entrena, Rafael Gil Bracero y Juan Cano Bueso. l.peñalver/dipgra

Para José Entrena, que ha elaborado la introducción, este libro “ve la luz en un momento propicio por el magisterio de quien entendía la política como una actividad fundamentalmente moral”. “El legado de Fernando de los Ríos sobrepasa hechos concretos y subraya, antes que nada, que la profesión pública que desarrollaba debía ser ejemplar”, ha afirmado, y ha recordado que el político rondeño creía que “la verdadera democracia pasa por la necesidad de forjar ciudadanos libres y decentes a través de una educación laica y honesta”.

Además, el presidente ha sostenido que “El pensamiento vivo de Fernando de los Ríos” se convertirá en una obra “fundamental” para comprender la historia de España y “para recordarnos la importancia de la función política como servicio a la comunidad, algo que siempre es necesario, pero mucho más en estos tiempos inciertos de pandemia”.

Oculto durante la dictadura

Por su parte, Antonio María Claret García, que ha ejercido de coordinador de la publicación, ha recordado que durante la dictadura el nombre de Fernando de los Ríos “estuvo oculto” y que en este centenario de su elección como diputado “merecía este homenaje”. “No podía ni pronunciarse su nombre, pero poco a poco, se ha ido recuperando su figura”, ha señalado y ha reconocido el trabajo de la Diputación en este sentido.

Gil Bracero, que se ha referido a su “potencial de cambio”, ha insistido en que “aún no se le ha hecho justicia a Fernando de los Ríos” y ha apuntado que fue una persona “muy querida y admirada por su apoyo a la educación laica, a la universidad y a los municipios”.

El catedrático Gregorio Cámara se ha referido a la faceta de parlamentario del político andaluz y ha afirmado que “70 años después de su muerte su obra sigue siendo valiosa y está cada vez más viva”. También ha destacado que De los Ríos realizó una labor “amplia e interesante” en las Cortes y que era un político “de gran talla, con sentido de estado y consciente de la tarea que tenía que realizar”.

Por último, Juan Cano Bueso, se ha referido a Fernando de los Ríos como un “granadino de adopción ilustre”, “un jurista que tenía sentido de la Constitución”, y estaba a favor del diálogo y la moderación. El expresidente del Consejo Consultivo ha explicado que De los Ríos buscó integrar el liberalismo democrático y el socialismo progresista, y que tenía “obsesión por la seguridad jurídica y el estado de derecho”.  

.