Descárgate la nueva App de Sierra Nevada
Universidad y música pop

J anuncia grabación con El Niño de Elche

Cultura - Manuel Alberto P. - Viernes, 20 de Julio de 2018
J, el líder de Los Planetas, participó en un curso de verano de la Universidad de Málaga, junto a otros y otras artistas de relumbrón, como Soleá Morente. Y allí que estuvimos para informarte de dos encuentros que no defraudaron y que desvelaron en el caso del líder de Los Planetas grabación con El Niño de Elche -estad preparados- y en el de Soleá Morente, canción de J. Y mucho más.
Soleá Morente interpreta en el curso una nueva canción de J, que acompaña a la guitarra.
M.A.P.
Soleá Morente interpreta en el curso una nueva canción de J, que acompaña a la guitarra.
El rock ya forma parte de la música culta, dicen los sabios doctores. Al menos, la Universidad de Málaga lo ha incluido entre sus cursos de verano, programando “Tres generaciones de música pop española” entre su oferta educativa estival. El curso, dirigido por el periodista Santi Carrillo, director de la revista Rock de Lux, ha contado entre el 17 y el 20 de julio con la presencia de Kiko Veneno, Loquillo, Niño de Elche, Lidia Damunt, Nacho Vegas, Antonio Luque (Sr. Chinarro), Christina Rosenvinge, Ana Fernández-Villaverde (La Bien Querida), J y Soleá Morente.

J concedió que no ha vivido todo lo que cuenta en las canciones; más bien, explicó que los artistas pasan más tiempo en el laboratorio que en la propia vida, ya sea leyendo, escuchando música o viendo películas

Sin duda, una de las ponencias más esperadas fue “XX años en el motor de un autobús”, a cargo del líder de los Planetas, J.  Centrándose en el disco del que se cumplen veinte años de su edición, el granadino reconoció que supuso la unión de dos tendencias: la indi que habían abanderado en los dos discos anteriores (Super 8 y Pop), con ese sonido low-fi, y la rock, más potente y tradicional, coincidiendo con la incorporación de Erik Jiménez. No escondió J la originalidad de la propuesta: una nueva interpretación de la psicodelia, o cómo afectan las drogas a las sensaciones más primarias, como el amor o los sentimientos de venganza. Tras el destape emocional de este disco, grabado en Nueva York, se sintieron como Lorca: se encontraron con una capital del imperio decadente y chauvinista, como le había pasado al poeta, decidiendo volver a Granada y construir su propio estudio de grabación, a la vez que explorar las raíces flamencas. Fruto inmediato fue la letra de “Santos que yo te pinte”, en 2001, primera aproximación, que cristalizaría en “La leyenda del espacio”, en 2007, con el beneplácito de Enrique Morente y de la crítica especializada. Esta cumbre de la música estatal, vuelta otra vez al sonido low-fi es, curiosamente, el disco menos vendido de los granadinos. J demostró unos gustos musicales muy eclécticos: desde su conocimiento de la música electrónica (Autechre, The Orb o Chemical Brothers), nuevas tendencias (Nathy Peluso), o la búsqueda de raíces de la música popular, como la chicha mexicana o los Pakines. A preguntas de Santi Carrillo, J concedió que no ha vivido todo lo que cuenta en las canciones; más bien, explicó que los artistas pasan más tiempo en el laboratorio que en la propia vida, ya sea leyendo, escuchando música o viendo películas. Sobre la calidad que atesoran sus letras, avanzó que le gustaría escribir un libro, aunque no puso fecha. Se alegró del éxito que ha tenido Erik Jiménez con el suyo, diez mil ejemplares vendidos, a la vez que se sorprendió porque “no cuenta nada”. Por último, antes de anunciar una colaboración con el Niño de Elche en la que está trabajando, -no precisó si con Los Planetas o en solitario-, defendió el español como el idioma más completo para la música, en oposición al inglés, que calificó como nuevo esperanto.

Soleá Morente desveló que su madre, la Pelota, asegura que ella es la que más se parece a Enrique de sus hijos

Bajo el título de “Tendrá que haber un camino”,  que englobaba tanto a Los Planetas como a su progenitor, llegó el turno de Soleá Morente. Atesorando tanta simpatía personal como timidez, utilizó un pequeño video de José Sánchez-Montes para romper el hielo. A partir de ahí, alternó sabrosas anécdotas con reseñas musicales. De esta forma, explicó cómo su padre la mandó a la Universidad y, ya con el título de Filología Hispánica en el brazo, le permitió iniciar su carrera artísticas, truncada con su fallecimiento. A su rescate aparecieron Los Evangelistas con los que cantó “La estrella”. Desde entonces, tres discos trufados de la impronta de la que, en palabras de su madre, la Pelota, más se parece a Enrique de sus hijos. En efecto, una carrera rompiendo moldes, como ser la primera flamenca en cantar con autotune (La Misa que voy yo).  Entre sus proyectos, un disco con David Beef y otro con la obra de Paco Ibáñez. Por último, regaló a los asistentes un avance: una preciosa canción de J, Condiciónale luna, que cantó con el propio autor, en lo que, según Santi Carrillo, podría ser el estreno del líder de Los Planetas como guitarrista flamenco.

Universidad y música pop. Rock como música culta. Encuentro con entidades.