Acude al partido internacional de fútbol sub-21 España-Rumanía

Ramón Arenas pide al Consistorio las cuentas de la Universiada para contrastar si hubo prevaricación en la adjudicación del Pabellón Mulhacén

Política - IndeGranada - Domingo, 10 de Febrero de 2019
El empresario advierte de que ese delito, junto al de falsedad documental y malversación de caudales públicos, podría haber sido cometido por "concejales que continúan a día de hoy en el Ayuntamiento, personal de confianza nombrado por el anterior gobierno, jefe del Patronato de Deportes vinculados en sangre a abogados defensores de la anterior cúpula de Urbanismo y arquitectos relacionados con la construcción" de las instalaciones.
Cartel de la Universiada que estuvo instalado tras el pabellón.
M.R.
Cartel de la Universiada que estuvo instalado tras el pabellón.

El empresario Ramón Arenas ha solicitado al gobierno local las cuentas de la Universiada, el evento deportivo que sirvió de excusa para la construcción del Pabellón Mulhacén, una de las operaciones urbanísticas investigadas dentro del caso Nazarí, en el que ejerce la acusación como perjudicado por esa actuación. 

Alega que del contenido de una publicación del Ayuntamiento de Granada que recoge la memoria de obras municipales entre 2011 y 2015 se podrían derivar delitos de prevaricación en la adjudicación de la explotación del Pabellón Mulhacén, falsedad documental y malversación de caudales públicos, entre otros.

"Tengo que poner de relieve que dichos actos podrían haber sido cometidos por concejales que continúan a día de hoy en el seno del Ayuntamiento, personal de confianza nombrado por el anterior equipo de gobierno y jefes del Patronato Municipal de Deportes vinculados en sangre a abogados defensores de la anterior cúpula de Urbanismo y arquitectos relacionados con la construcción del Pabellón Mulhacén", expone en su escrito.

Dichos funcionarios, políticos o interinos -agrega- "podrían haber omitido, encubierto o patrocinado los posibles delitos enumerados, si los hubiera. Todo ello deducible de la lectura del libreto". 

El empresario subraya que esa información solicitada afectan a sus acciones legales como perjudicado en el caso Nazarí y también a los contenciosos que mantiene frente al Ayuntamiento. 

Por otra parte, su defensa ha presentado alegaciones rechazando la petición de nulidad del informe de la UDEF con los correos electrónicos de Isabel Nieto planteada por la defensa de la exconcejala, alegando entre otras razones que no se han respetado las comunicaciones con terceras personas no implicadas en el caso. Tras recordar que dicha petición ya fue planteada por los investigados en enero de 2017 y rechazada por la Audiencia de Granada, alega que causa "perplejidad" que la exedil se atreva a señalar que ni el vicesecretario del Ayuntamiento ni concejales citados o un funcionario "díscolo al régimen" no tienen "nada que ver con esta investigación". Recuerda en este punto que se investiga una presunta trama que conlleva la investigación Cuestiona que Nieto pretenda que sus actuaciones, la de su familia, funcionarios o compañeros de equipo de gobierno "tuvieran que tener un tratamiento especial". 

Rechaza que el secreto profesional o constitucional de las comunicaciones de terceros y su derecho a la intimidad hayan quedado "ni tan siquiera desdibujados con la actuación policial", que defiende, y destaca que no hay "ningún defecto formal ni procesal ni garantista que pueda dar lugar a la pretendida nulidad y menos aún a una pretendida deducción de testimonio" como solicita Nieto. Una deducción de testimonio "que por supuesto no le corresponde a dicha defensa sino precisamente a las acusaciones personadas en la causa y por motivos harto diferentes a los alegados por aquella, y que se harán valer en su momento procesal oportuno".