Seamos ejemplares
Artículo por Carmen Caballos, Paco Vigueras, Consuelo Fernández y Juan Antonio Díaz

Hoy más que nunca: ¡Mariana, Fiesta Local!

Ciudadanía - Carmen Caballos, Paco Vigueras, Consuelo Fernández y Juan Antonio Díaz - Domingo, 26 de Mayo de 2019
Carmen Caballos, Paco Vigueras, Consuelo Fernández y Juan Antonio Díaz, de Granada Abierta, reivindican en este artículo la figura de Mariana Pineda, que simboliza "libertad, igualdad y lealtad", valores que esgrimen para reclamar al Ayuntamiento de Granada que el 26 de mayo sea declarado fiesta local.
Granada Abierta ha vuelto a reivindicar que el Día de Mariana Pineda sea fiesta local.
Granada Abierta
Granada Abierta ha vuelto a reivindicar que el Día de Mariana Pineda sea fiesta local.

Federico García Lorca dedicó a Mariana de Pineda una de sus mejores obras dramáticas, con hermosos versos que forman parte de nuestra memoria colectiva: ¡Oh, qué día tan triste en Granada, que a las piedras hacía llorar, al ver que Marianita se muere en cadalso por no declarar! El poeta inmortalizó así a la heroína de la Libertad: “Ya no verán tus ojos las naranjas de luz que pondrá en los tejados de Granada la tarde. Ni sentirás la dulce brisa de primavera pasar de madrugada tocando tus cristales. ¡Clavellina de mayo! ¡Luna de Andalucía”.

El drama de Federico se estrenó en el Teatro Cervantes, el 5 de mayo de 1929. El poeta asumía un importante riesgo, pues la obra se representaba ante una sociedad muy conservadora, con el dictador Primo de Rivera en el poder. Y además, estaba considerada como una escenografía subversiva por los sectores más reaccionarios. Por tanto, el poeta se temía lo peor: una respuesta violenta por parte de algunos colectivos exaltados. Sin embargo, ocurrió todo lo contrario. La actriz Margarita Xirgú, que dio vida a la Mariana de Federico, logró una fuerte ovación del público granadino. Lorca triunfaba por fin en Granada y sus amigos se dispusieron a celebrarlo por todo lo alto en el Hotel Alhambra Palace, el más emblemático de la ciudad. La persona elegida para pronunciar el discurso del gran acontecimiento fue Constantino Ruiz Carnero, director de El Defensor de Granada e íntimo amigo del poeta: 

“Queremos romper esa estúpida tradición de que son las gentes de fuera quienes descubren los valores granadinos. A García Lorca, renovador de la lírica española, lo hemos descubierto los propios granadinos y hemos dicho a Madrid y al resto de España: Ahí lleváis un poeta que ha nacido en Granada y que tiene toda la magnificencia de esta prodigiosa tierra andaluza”. 

García Lorca y Ruiz Carnero veían en Mariana Pineda el símbolo de la liberación de la mujer, que en los albores de la segunda República empezaba a salir del hogar para participar en la vida ciudadana. Mientras Federico escribió el drama sobre la heroína para apoyar al incipiente movimiento feminista, Constantino hizo lo propio en las páginas de El Defensor:

“La mujer ha ganado sus primeras batallas. En los colegios electorales, en los cargos públicos, en la medicina, en el foro, en el estadio, en la tribuna, ya no existe zona alguna vedada a las actividades de la mujer”.

Granada Abierta se siente heredera de la Mariana que nos legaron granadinos ilustres como García Lorca y Ruiz Carnero

Granada Abierta se siente heredera de la Mariana que nos legaron granadinos ilustres como García Lorca y Ruiz Carnero. Un personaje histórico que simboliza libertad, igualdad y lealtad, y que hoy está más vigente que nunca. Cuando pedimos que el 26 de mayo, Día de Mariana Pineda, sea declarado “Fiesta Local” por el Ayuntamiento, no estamos pidiendo nada nuevo. Ya era fiesta durante la República y los granadinos de entonces la celebraban con un homenaje solemne y una verbena popular.

Centenario de Mariana

El Ayuntamiento organizó grandes fastos en homenaje a Mariana con motivo del centenario, que coincidió con la proclamación de la segunda República en 1931. Así informaba El Defensor de Granada: 

“Un gentío inmenso se apretujaba en los cuatro laterales de la hermosa plaza e invadía el centro, en la primera velada conmemorativa. El adorno del monumento era también bellísimo y muy artístico. Plantas y flores variadas lo avaloran, y los reflectores de distintas tonalidades forman un artístico y bello conjunto. Mucha animación, mucha alegría popular dan su más justo carácter a esta fiesta conmemorativa, y que duró hasta pasada la medianoche”. 

A la mañana siguiente, una multitudinaria procesión cívica, presidida por el ministro de Justicia, Fernando de los Ríos, recorrió las calles de Granada: 

“El día de ayer, 26 de mayo, fue una jornada gloriosa para la Libertad y la República - decía El Defensor -. Lo fue también para Granada, porque el pueblo granadino supo honrar con todo fervor, con todo entusiasmo, con toda grandeza, la memoria de aquella heroica mujer que fue asesinada hace cien años por el despotismo. Una inmensa muchedumbre, como no se recuerda en Granada, se manifestó por las calles de la ciudad, en procesión civil, para llevar hasta el monumento de Mariana Pineda lo más puro y emocionado del sentimiento popular”.

Símbolo de igualdad

Pero aquella fiesta laica y popular, en la que cabíamos todos y todas por encima de ideologías y creencias, fue suspendida durante la guerra civil y finalmente prohibida por la dictadura franquista. Por tanto, lo que Granada Abierta intenta es recuperar una fiesta que ya existió y que exalta valores profundamente democráticos, recogidos en la Constitución y en el Estatuto de Autonomía. Mariana forma parte de la tradición progresista y democrática de nuestra ciudad. Estamos hablando de un personaje reconocido por la Unión Europea que ha puesto su nombre a la entrada principal del Parlamento de Estrasburgo.

Recordamos que Mariana Pineda fue cruelmente asesinada con garrote vil el 26 de mayo de 1831. Su ejecución no solo pretendía castigar a los liberales -afirma su biógrafa Antonina Rodrigo-, sino dar también un escarmiento a las mujeres que pretendían participar en la vida política y social. Mariana es mucho más que una “heroína de la libertad”, se ha convertido en un símbolo de la lucha por la igualdad, hoy más vigente que nunca. El tormento que sufrió por parte de sus verdugos se ha convertido en un símbolo para las mujeres que siguen siendo víctimas en el cadalso de la violencia machista. Hoy 26 de mayo, más que nunca, reivindiquemos al Ayuntamiento: “Mariana, Fiesta Local”.  

Vídeo: Antonio Lara