Campaña Toca Granada esta Primavera. Patronato de Turismo
La basura que deja sin limpiar 'Las dos colinas' suscita las quejas vecinales

Atletas en la Alhambra y el Albaicín

Ciudadanía - IndeGranada - Domingo, 31 de Mayo de 2015
Cerca de tres mil atletas, de hasta nueve categorías, participaron el domingo en la carrera popular 'Las dos colinas' que, organizado por el Ejército con la colaboración del Ayuntamiento, recorre los históricos barrios del Realejo, el Albaicín, Sacromonte y la colina de la Alhambra. Sin embargo, la falta de previsión del Ayuntamiento en la limpieza viaria dejó el recorrido por los lugares históricos con abundantes restos de basura, procedente del avituallamiento, lo que suscitó numerosas quejas vecinales.
Participantes por el Paseo de los Tristes.
Indegranada
Participantes por el Paseo de los Tristes.

La prueba es una de las más atractivas de cuantas se celebren en Granada porque propone un recorrido único por los más bellos rincones de la capital granadina, aunque es de una gran dureza, dada las cuestas que incluye. Parte la prueba reina desde el  Patio de Armas del Acuartelamiento Cervantes y tras llegar por la Avenida de Pulianas hasta el Triunfo, transita por la Gran Vía en dirección al Realejo.

Una bella estampa de la prueba qa su paso por el Paseo de los Tristes. IndeGranada

Desde allí sube a la colina de la Alhambra para bajar por la Cuesta de Gomérez, llegar a Plaza Nueva y encarar el Paseo de Los Tristes. Subida, de nuevo, por Cuesta del Chapiz para entrar al Ave María para adentrarse en el Sacromonte y llegar al Albaicín. Y vuelta al Patio de Armas del Acuartelamiento Cervantes

Los corredores han cubierto entre un total de 13,5 kilómetros, para als categorías junior, promesas, senior y veteranos, para ambos sexos, hasta los 390 metros para los pequeños atletas prebenjamines, de  hasta 7 años.

El paso de los atletas por el centro de Granada. Indegranada

El paso de los corredores ha dejado desde las 9,30 y hasta las 14.00 horas, preciosas estampas por los lugares históricos, ante el asombro de turistas, que desconocían la prueba, o la admiración de paseantes.

Quejas vecinales

La Asociación de Vecinos del Bajo Albaícin se quejó de la suciedad de las calles tras el paso de la prueba. En este barrio había instalado un control e avituallamiento y por sus calles se apreciaban hasta seis horas después de la carrera restos de cáscaras de naranja.

Restos de naranjas del control de avituallamiento en el Albaicín. A.V.Bajo Albayzín

En la misma línea se lamentó la Asociación de Vecinos del Sacromonte, por los botellines arrojados por los atletas. Lamentan las dos asociaciones una falta de organización para que, como en cualquier otra prueba, procesión, o cabalgata o acontecimiento en la vía pública esté dispuesta nada más acabar cuadrillas de limpieza para dejar retirar los desperdicios y basuras.

Botellines de agua sin retirar en otro punto del Albaicín. A.V.Bajo Albayzín