Sanidad Pública de Andalucía, en las mejores manos
Cultura había abierto un expediente por sondeos preliminares sin permiso a cargo de expertos en estas localizaciones

La Junta pilotará la investigación sobre una posible nueva ubicación de los restos de Lorca

Ciudadanía - IndeGranada - Miércoles, 16 de Mayo de 2018
Tras reavivarse la teoría de que los restos de Lorca podrían estar bajo la fuente del parque dedicado al poeta en Alfacar, la familia del maestro Dióscoro Galindo y la CGT, en nombre del banderillero Joaquín Arcollas, que fueron fusilados junto a Lorca, han solicitado nuevas excavaciones.

Imagen de la fuente en el Parque Federico García Lorca de Alfacar. p.v.m.

El vicepresidente de la Junta y consejero de la Presidencia, Administración Local y Memoria Democrática de la Junta, Manuel Jiménez Barrios, ha informado de que la Junta pilotará la investigación sobre una posible nueva ubicación de los restos de Federico García Lorca, a petición de los familiares de una persona cuyos restos podrían estar junto a los del poeta. En concreto a la petición de la familia del maestro Dióscoro Galindo, quien junto al banderillero Joaquín Arcollas, se cree fueron fusilados junto a Lorca.

Según informa Europa Press, Jiménez Barrios ha explicado a pregunta de los periodistas que la Junta tiene una Ley de Memoria Democrática "muy avanzada" y con unos procedimientos entre los que se encuentra poner en marcha el mecanismo de la ley si existe una petición de familiares, asociaciones o colectivos.

En este sentido, ha indicado que se ha recibido una petición por parte de familiares de una de las personas que se supone que podría estar junto a los restos de Lorca, por lo que la Junta ha puesto en marcha el mecanismo.

Por ello, Jiménez Barrios ha señalado que la Junta "va a tomar la iniciativa", y, a partir de dicha petición, hay una comisión técnica regional, formada por profesionales con una larga experiencia, que pedirá los datos de que disponga quien hace la petición y además investigará en otros sectores.

El vicepresidente de la Junta ha llamado la atención de lo "peculiar de la noticia que ha saltado", ya que se trata de que en una plaza que el Ayuntamiento construyó, ya en tiempos de la democracia, "hay algunas personas que dicen que se encuentran restos, se meten un saco y se entierran a escasos 20 centímetros".

No obstante, a pesar de la peculiaridad del hecho, Jiménez Barrios ha señalado que la Junta "no puede perder la oportunidad de tomar la iniciativa si hay indicios razonables de que así sea", por lo que actuará "convenientemente y comprobando la veracidad o no de esta información con rigor técnico y con los testimonios de los que dicen que actuaron allí, que todavía viven".

La familia de Dióscoro Galindo ha registrado la petición en la Junta y asegura que también en la Diputación, institución esta última que aún no tiene constancia oficialde la solicitud. 

También la CGT, que se considera heredera ideológica de Arcollas, anunció este martes que ya ha solicitado a la Dirección General de Memoria Democrática esta búsqueda

Las nuevas peticiones se producen tras reavivarse la teoría de que hay restos humanos bajo la fuente del Parque Lorca de Alfacar

Estas peticiones llegan después de que se hayan reavivado las teorías que apuntan a la existencia de unos restos humanos encontrados en 1986 durante la construcción del parque que lleva el nombre del poeta en Alfacar y que fueron "allí depositados dentro de un saco", junto a la fuente. El propio Ian Gibson insiste en la necesidad de ahondar en esta vía, que han recuperado el técnico de georrádar Luis Alvial y el forense Francisco Etxeberría, en un paso dado por estos últimos que incluso se está investigando por parte de la Administración autonómica, pues se habría dado sin la autorización oficial.

La apertura de ese expediente por parte de Cultura fue solicitada por otro investigador, Miguel Caballero, que ha liderado en los últimos años otros sondeos, realizados tras múltiples esfuerzos para buscar financiación y la autorización por parte de la Junta, que se había mostrado muy reticente. 

Hasta ahora la Junta únicamente había señalado que apoyaría búsquedas planteadas con rigor. 

Los trámites pasan por la valoración de los expertos de una comisión técnica

Sobre este asunto también se ha pronunciado la delegada del Gobierno andaluz en Granada, Sandra García, que ha mostrado la "máxima colaboración" de la Administración autonómica para buscar los restos de las "personas asesinadas" en el entorno del Barranco de Víznar, entre las que está el poeta Federico García Lorca, así como las de quienes "están en las más de cien fosas" de la Guerra Civil que hay en la provincia.

Partiendo de ahí y, además, cumpliendo con un mandato del Parlamento, que es la Ley de Memoria Democrática", se tramitarán las peticiones oficiales que al respecto lleguen, ha precisado, en declaraciones a los periodistas.

La Dirección General de Memoria Democrática, dependiente de la Vicepresidencia de la Junta, en el momento que hay una petición para la búsqueda de alguna de estas personas, sigue "todos los trámites que están establecidos en la ley", ha precisado.

Estos trámites pasan por la valoración de los expertos de una comisión técnica, para que, con base en los fundamentos de la petición, se tome la determinación de buscar por georradar y, si hay indicios de presencia de restos óseos, "acometer una investigació
En la solicitud de la CGT,  según Europa Press, el grupo de trabajo 'Recuperando la Memoria de la Historia Social de Andalucía' de CGT sostiene que esta teoría "se lleva asegurando desde hace casi dos lustros" y alude a testimonios que la refrendarían, como el del por entonces vicepresidente de la Diputación de Granada, Ernesto Molina; así como de Manuel Valdivia Gómez, exalcalde de Cogollos Vega.

La asociación memorialista granadina Verdad, Justicia y Reparación ha reclamado estos días una cata arqueológica que permita corroborar estos indicios. 

Esta nueva investigación se produciría en un contexto muy distinto, pues Andalucía tiene en vigor una Ley de Memoria Histórica y Democrática muy avanzada y, aunque pendiente de desarrollar la reglamentación y dar un impulso a la misma, sí que obliga a la Junta a costear exhumaciones así como identificaciones. 

La familia de Lorca siempre ha sido muy reticente a estos trabajos, que no ha respaldado.