El Marrón Más Caro del Mundo

Requisadas más de 7.000 plantas de hachís en una macrooperación antidroga con cinco detenidos en Atarfe

Ciudadanía - Europa Press - Martes, 31 de Agosto de 2021
La operación sigue abierta y no se descartan más detenciones.
Agentes, con plantas de marihuana.
guardia civil
Agentes, con plantas de marihuana.

La Guardia Civil ha intervenido 7.096 plantas de cannabis sativa y 7,25 kilos de marihuana en una macrooperación contra el cultivo y tráfico de droga en un barrio de Atarfe.

Los agentes han detenido a cinco personas y han iniciado una investigación a una más por delitos contra la salud pública por cultivo y elaboración de droga y por delitos leves de defraudación de electricidad. La operación sigue abierta por lo que no se descartan más detenciones.

En este sentido, la Guardia Civil localizó 10 parcelas de terreno ocupadas ilegalmente y tres cobertizos en los que crecían 6.156 plantas de cannabis sativa de distinto tamaño. En los registros domiciliarios, los investigadores encontraron otras 633 plantas y 7,2 kilos de marihuana dispuesta para la venta.

Los agentes realizaron otros tres registros en los que encontraron 1.991 plantas en total. Además, en estas cinco viviendas, localizaron otras tantas conexiones fraudulentas a la red eléctrica.

Desde 2016, la Guardia Civil ha realizado cuatro operaciones en la zona de Atarfe en las que se han intervenido 41.226 plantas en total.

Parcelas sin dueño para el cultivo

Los narcotraficantes aprovechan las parcelas de la zona que no tienen un propietario conocido y las adecuan para el cultivo de cannabis sativa incluso con riego por goteo. Además, improvisan vallas para separar unas parcelas de otras, las ocultan a la vista con tela de rafia y disponen a vigilantes armados para defenderlas del robo. En esta línea, unos guardias civiles fueron tiroteados el pasado año en esa misma zona al confundirlos con ladrones.

Asimismo, los narcotraficantes se aprovechan de que solo se puede acceder a las parcelas por las calles del barrio, por lo que los agentes tiene muy difícil entrar a ellas sin ser detectados.