Loading
El hallazgo fue comunicado a Cultura y a la Guardia Civil, como establece la ley

Espeleólogos de Motril hallan un importante yacimiento arqueológico nazarí en la Costa de Granada

Cultura - Alba Feixas - Martes, 4 de Julio de 2017
Entre las piezas encontradas, perlas naturales, monedas de bronce de los Reyes Católicas y colgantes de oro.
Piezas de oro, monedas y perlas encontradas.
GAEM
Piezas de oro, monedas y perlas encontradas.

Unas 70 piezas arqueológicas, además de restos humanos, que podrían pertenecer a la época nazarí, en concreto a la conquista castellana de la zona, han sido descubiertas por el Grupo de Actividades Espeleológicas de Motril en una cueva ubicada en la costa de Granada. 

En la colección encontrada por estos espeleólogos granadinos hay dos monedas de bronce de los Reyes Católicos, cuarenta perlas naturales de pequeño tamaño, una pieza prismática de base hexagonal de oro decorada de filigrana fina, y hasta 22 elementos colgantes decorados en oro. 

Según el presidente del Grupo de Actividades Espeleológicas de Motril (GAEM), Francisco Gallegos, la zona del yacimiento está en un lugar de difícil acceso dentro de la cavidad. 

Debido a las características geomorfológicas y de espeleogénesis de las cavidades, se piensa que debió existir otra entrada de fácil acceso y que hoy en día se encuentra obstruida y desaparecida. 

Caso similar, según recuerdan desde el grupo, al yacimiento neolítico de la Sima de Los Intentos, también descubierto por GAEM en los años 80, a la que se acedía a través de pasos verticales hasta una sala donde que terminaba en un gran derrumbe que obstruía lo que debió ser la entrada original.

La localización y el lugar exacto de acceso al yacimiento ahora descubierto se mantiene en secreto por razones de protección.

Además de las piezas señaladas, en el yacimiento se han encontrado cerámica y restos óseos humanos que en una primera estimación se pueden datar en la época nazarí, y por las circunstancias que rodean al lugar se podrían situar en una época posterior a la conquista castellana, según Gallegos. 

Este hallazgo se ha producido durante una de las muchas exploraciones por las cuevas y grutas que realiza este grupo espeleológico en el sur de Granada, donde hacen en la actualidad mapas topográficos del terreno. 

Uno de los descubridores, David Reyes, ha indicado que el descubrimiento fue fortuito porque una vez dentro de la cueva, el grupo compuesto por seis espeleólogos se dio cuenta que "quedaba una incógnita en una de las zonas" y decidieron seguir avanzando en esa dirección. 

Lo primero con lo que se toparon fue un grupo de huesos al que no dieron mucha importancia porque pensaban que eran de animales, pero al seguir avanzando y descubriendo más restos óseos pensaron que podrían tratarse del Neolítico. 

Reyes ha explicado que una vez fueron conscientes de lo que habían descubierto, decidieron recogerlo para entregárselo a las autoridades competentes, tal y como indica la ley de Patrimonio Histórico de Andalucía. Los restos han sido puestos a disposición del Museo Arqueológico de Granada.

Así, mediante un acto protocolario y en presencia de un arqueólogo de la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía y del director del museo arqueológico de Granada las piezas halladas quedaron en custodia. Con posteridad se acompañó al mencionado arqueólogo de la Administración y a miembros del GREIM  y el SEPRONA de la Guardia Civil, que descendieron a la cavidad y al lugar donde se produjo el hallazgo, con el fin de conocer de primera manos la situación del yacimiento y levantar los pertinentes informes en aras de una posible actuación de urgencia, así como de dar una protección al yacimiento frente a posibles expolios.

Te interesará también: