Loading

El Ayuntamiento vuelve a privatizar la gestión del complejo deportivo Antonio Prieto, critica IU

Política - IndeGranada - Lunes, 25 de Julio de 2016
Izquierda Unida lamenta que el Consistorio no haya aprovechado el incumplimiento del anterior contrato para rescatar la gestión pública del polideportivo. Además, denuncia que el nuevo contrato conlleva un 90% menos de ingresos para el municipio.
Complejo deportivo Antonio Prieto, en el barrio de la Cruz.
Serviocio.es
Complejo deportivo Antonio Prieto, en el barrio de la Cruz.

El portavoz del Grupo Municipal de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Granada, Francisco Puentedura, ha lamentado este lunes en rueda de prensa el que el equipo de gobierno municipal (PSOE)  “incida en el mismo error de la gestión privada de la instalación deportiva Antonio Prieto, que es la que ha provocado una mala gestión de la misma, así como que los usuarios no tengan derecho a un servicio deportivo público de calidad y que los trabajadores hayan sufrido inestabilidad y precariedad laboral”.

De este modo el edil de la formación de izquierdas señala “como error que el gobierno municipal haya sacado a concurso la adjudicación por 25 años de esta instalación, que se sitúa en el barrio de Albayda, y que se construyó con dinero público de todos los granadinos y granadinas, en vez de plantearse rescatarla para la gestión pública subrogando a los trabajadores y trabajadoras”.

Puentedura recuerda que la anterior adjudicación, que se hizo en el año 2010, supuso “una mala experiencia” pues la empresa adjudicataria, Serviocio, no pagó el canon de 240.000 euros al año, ni hizo las inversiones a las que estaba comprometida “produciendo una deuda con el Ayuntamiento de más de un millón de euros”. Esta situación obligó al Ayuntamiento a “resolver el contrato con la empresa adjudicataria, y en vez de aprovechar esta circunstancia para rescatar este centro deportivo para la gestión pública el actual gobierno municipal vuelve a privatizarlo”.

Un canon casi un 90% menor

Además, el portavoz municipal de Izquierda Unida critica “que las condiciones económicas por las que se vuelve a privatizar el centro deportivo Antonio Prieto son peores para la ciudad que las existentes anteriormente”, y destaca “que mientras la anterior adjudicación en el año 2010 fue por un canon anual de 240.000 euros ahora se publican unos pliegos donde el canon se reduce casi un 90%, a 35.000 euros, lo cual afecta negativamente al interés de la ciudad”.

Para Puentedura “no existen razones objetivas para justificar semejante bajada de las condiciones económicas del nuevo adjudicatario, pues aunque haya otras instalaciones deportivas, y la situación de crisis afecte ello no implica la bajada de casi un 90% del volumen de negocio de esta instalación”.

Puentedura denuncia que "el estudio económico para establecer el canon se hace en un momento donde la mala gestión de  la anterior empresa gestora ha afectado al número de usuarios, en muchos casos trasladando usuarios a otras instalaciones deportivas que forman parte del mismo grupo empresarial y vaciando de contenido esta instalación, lo que ha provocado una bajada del canon que no es real, pues los usuarios del centro se podrían recuperar con una buena gestión pública municipal”.

El deporte como servicio público

El concejal de IU afirma que la obligación del Ayuntamiento “es promover el deporte base como un servicio público para los barrios y no promover gimnasios privados que solo pueden usar quien puede pagarlo”. Es por ello que lamenta “que este modelo de gestión privada en el que reincide el gobierno municipal del PSOE, implique dejar a los vecinos de la zona sin las escuelas deportivas, talleres y actividades terapéuticas a las que tienen derecho y para las que tienen que desplazarse a otros centros deportivos más lejanos”.

Puentedura pide al alcalde de la ciudad “que revoque la privatización del centro Antonio Prieto y que se recupere la gestión pública en beneficio de la ciudad y de los vecinos y vecinas del barrio”.