Ven al Parque de las Ciencias
"Han preferido un circo y han olvidado que el PP está deslegitimado por la corrupción", dice Cuenca

El pleno reprueba al alcalde en una sesión en la que el PP insta a Cs a presentar la moción de censura

Política - IndeGranada - Viernes, 27 de Octubre de 2017
Con agrias intervenciones de los portavoces de la formación naranja y del grupo popular, la sesión refleja que el grupo de Vamos Granada está roto.

La reprobación ha salido adelante con los votos de Cs, PP y una edil de Vamos Granada. vía tg7

El pleno del Ayuntamiento de Granada ha reprobado al alcalde, el socialista Francisco Cuenca, con los votos a favor de Ciudadanos y PP y una concejala de Vamos, Granada, que se ha desmarcado de la abstención de su grupo, demostrando que está roto. En la sesión, el PP, clave para sacar adelante la iniciativa de la formación naranja, ha recordado a Ciudadanos que esa reprobación era únicamente "marketing político" y les ha instado a presentar la moción de censura a la que se resisten. 

La reprobación "puede quedar muy bien con su electorado, pero ustedes son responsables y cómplices" de que el PSOE esté en la Alcaldía, ha dicho la portavoz del grupo popular, Rocío Díaz, que ha lamentado que con la imputación de Cuenca la manera de actuar de Ciudadanos haya sido distinta que con el PP. Ciudadanos planteó la reprobación alegando la investigación judicial a Cuenca por su gestión en la etapa como delegado de la Junta puesta en marcha hace un año.

"Han estado mirando para otro lado cuando con el PP no podían esperar horas", ha recordado Díaz, quien ha considerado que "sobran motivos" para la reprobación del alcalde. Entre ellos ha citado "la falta de liderazgo y de ideas", además de que está "en inferioridad numérica". En su intervención Díaz ha lamentado que la presunción de inocencia se aplique "solo para el PSOE" y le ha recordado al alcalde y a los grupos que le respaldaron para acceder a la Alcaldía tras la operación Nazarí, que fueron los que pusieron "el listón para dimitir". 

Ciudadanos ha sido blanco de las críticas del PP. "Usted tiene en sus manos cambiar el gobierno y el rumbo de esta ciudad, no vale bloquear esta ciudad, porque Granada necesita respuestas", ha destacado Díaz que ha instado a Cuenca a dejar la Alcaldía. También ha reprochado a Vamos,Granada e Izquierda Unida su abstención.

El alcalde, que ha aprovechado la intervención de cierre para enumerar cien medidas puestas en marcha desde que gobierna, ha lamentado "el empeño" por proyectar una imagen de Granada que "no es real", no solo por la reprobación, sino por las críticas a la inacción de su gobierno, que rechaza. A su juicio, Ciudadano "no ha asumido ni un minuto la realidad; sean consecuentes y, si apostaron por que este alcalde gobernara, colaboren". Son como "el perro del hortelano", les ha reprochado para lamentar que no le dejen gobernar, en minoría, como ha recordado, y que repetidamente aseguren que ellos quieren "gobernar desde la oposición". Eso es, ha agregado, "una aberración y una ilegalidad". 

Ha criticado Cuenca que Ciudadanos haya preferido "un circo", en alusión al pleno de reprobación", y les ha recordado que el PP está "deslegitimado" para gobernar por la corrupción. Defendiendo su gestión y que se están haciendo cosas en la ciudad, pese a "la falta de colaboración" de la oposición, ha señalado que no iba a permitir que le acusaran de "dar la espalda a la ciudad", recordando que esta ha estado durante 13 años "sepultada por la opacidad y la corrupción" bajo la gestión del PP.

"La justicia es lenta, pero sigo confiando en ella", ha asegurado para insistir en que espera el archivo de la investigacion.

El portavoz de Ciudadanos, Manuel Olivares, ha esgrimido el documento anticorrupción firmado por su partido tanto con PSOE como con PP para justificar el pleno. A juicio de Olivares, Cuenca "pisotea ese documento" al seguir al frente de la Alcaldía pese a la investigación judicial de la que es objeto. "¿Dónde ha quedado su intención de abrir ventanas para sacar la corrupción? Las ha abierto y ha entrado la suya", ha señalado el portavoz de Ciudadanos que ha defendido a su formación política y ha asegurado que seguirán haciendo "política grande".

Ha respondido a las críticas de Cuenca asegurando que "se cree el hortelano, pero no lo es", y le ha espetado: "El que está imputado por corrupción es usted".

No ha habido alusiones durante su intervención a la moción de censura.

Vamos, Granada refleja su división interna

El grupo de Vamos, Granada ha demostrado en la sesión que está roto, al romper la disciplina de voto la concejala Marta Gutiérrez, que ha apoyado la reprobación, frente a la abstención decidida por sus dos compañeros. Su portavoz, Pilar Rivas, ha subrayado que como candidatura del cambio no iban a "caer en el juego" planteado por "el viejo electoralismo" y tampoco a "salvarle la cara" al gobierno. Rivas ha señalado que su grupo no iba a participar de debates "estériles" que a su juicio se ponían sobre la mesa para tapar los problemas ciudadanos. 

La abstención de Vamos, Granada ha sido "una abstención comprometida", que pretendía reflejar un rechazo a ambas opciones.

Finalizada su intervención, la concejala Marta Gutiérrez, enfrentada a sus compañeros de grupo, ha precisado que votaría en contra, recordando que los inscritos de su formación así lo decidieron en diciembre pasado cuando se conoció la imputación de Cuenca. En otro turno posterior, el tercer edil del grupo, Luis de Haro-Rossi, ha pedido disculpas por que la situación interna de su grupo volviera a reflejarse en el pleno, insistiendo en que su grupo esta decidido a ser "un muro" ante la corrupción y que si se abriera juicio oral contra el alcalde, no dudarían en pedir su salida.

"Presenten la moción de censura y asuman la responsabilidad de traer a un partido deslegitimado por la sombra de la corrupción", dice IU

"Vaya papelón que tienen, como dice siempre un edil del PP, presentan la reprobación a un imputado con la firma de seis imputados". Así ha comenzado su intervención el edil de IU que ha instado a Ciudadanos a presentar la moción de censura, asumiendo "la responsabilidad de volver a traer a un partido -el PP- deslegitimado y manchado por la sombra de la corrupción".

Para el portavoz de IU, Francisco Puentedura, la reprobación es "una estrategia política electoral" de Ciudadanos y PP. "Ciudadanos ha visto el caladero de votos en el PP y no quiere quedar como responsable de que Cuenca esté en la Alcaldía". "Digan que están arrepentidos de haberlo apoyado, pero no monten este vodevil", les ha recriminado Puentedura, que ha incidido en que no han cambiado las circunstancias judiciales de Cuenca. Las mismas, ha dicho, que Ciudadanos dio por buenas hace un año. 

Puentedura ha defendido que había motivos para la reprobación, porque Cuenca se comprometió a una regeneración democrática que "no avanza" y a acabar con un red clientelar del PP. Pero se ha abstenido porque, según ha dicho, no iba a respaldar una reprobación "por motivos electoralistas". 

"Salvador los utiliza como títeres en su ambición personal de liderar Cs en Andalucía", replica el PSOE

El portavoz socialista, Baldomero Oliver, por su parte, ha reprochado a los cuatro concejales de Ciudadanos que estén siendo "el instrumento" de dos personas que, a su juicio, intentan "marcar la política desde fuera sin tener en cuenta el interés de la ciudadanía: Luis Salvador y Sebastián Pérez". Ha abundado en esa reflexión para atribuir esta reprobación instada por Ciudadanos a Salvador, coordinador de la formación en la provincia. "Los utiliza como títeres en su ambición personal", que según ha dicho, es la de hacerse con la dirección regional del partido naranja. 

En este sentido les ha recordado "el tirón de orejas" del actual líder de Cs Andalucía, Juan Marín, a Salvador, y les ha reprochado que pese a presentarse como "árbitros", su manera de actuar se asemeje más a la de "hooligans que saltan al campo para impedir que el juego se desarrolle". 

Precisamente Luis Salvador, ahora diputado, ha acudido al Ayuntamiento aunque no a la sesión en la que se debatía la reprobación, sino al pleno ordinario celebrado a continuación.