Descárgate la nueva App de Sierra Nevada

GGT reclama que el Plan de Igualdad de Oportunidades del Ayuntamiento acabe con "la infravaloración" de las calificaciones en los empleos con predominio de mujeres

E+I+D+i - IndeGranada - Viernes, 22 de Febrero de 2019
El Ayuntamiento de Granada está elaborando un plan de igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres para su personal, un documento del que ya informó El Independiente de Granada y que CGT ha evaluado para reclamar que se acabe con "la infravaloración" de las calificaciones necesarias en los empleos con predominio de mujeres.
 
El diagnóstico ya ha sido aprobado por la Comisión de Igualdad encargada de participar en la elaboración del Plan. Según este diagnóstico, los datos de retribuciones medias según la Relación de Puestos de Trabajo en vigor en 2017 muestran brechas salariales en todos los complementos, con menor incidencia en el salario base anual. La mayor brecha se da en el complemento específico, donde las mujeres cobran un 29% menos que los hombres en la media global, seguido del complemento de destino, con un 21,9% de brecha salarial, explica CGT en una nota.
 
En el complemento específico, que es el que hace referencia a la clasificación de los puestos de trabajo, a su dificultad técnica, a la dedicación o a la responsabilidad que conlleva cada puesto, los datos muestran la mayor diferencia por sexos de todos los complementos analizados. En este caso, los hombres cobran 1.059,21 euros más que las mujeres anualmente. La cuantía media global de lo que cobran hombres y mujeres en el Ayuntamiento de Granada por este complemento es mayor que su salario base, de ahí la importancia del mismo.
 
"Muchos prejuicios y estereotipos de género dan lugar a una infravaloración de las calificaciones necesarias en los empleos con predominio de mujeres. El hecho de creer que las aptitudes exigidas en los empleos femeninos, como la habilidad para las relaciones interpersonales, la capacidad de comunicación o una gran destreza manual, son innatas y constituyen capacidades personales más que competencias profesionales hace que la valoración de los empleos, y por lo tanto los salarios sean menores".
 
Los empleos con predominio de mujeres a menudo se diferencian de los empleos con predominio de hombres por sus exigencias, ya sea en cuanto a sus calificaciones, esfuerzo, responsabilidad o condiciones de trabajo, agrega el sindicato. "El problema es que los empleos con predominio de mujeres sean evaluados utilizando los métodos diseñados para los empleos con predominio de hombres, lo que explica en parte la discriminación salarial. Es importante prestar debida atención cuando se selecciona el método de evaluación (en nuestro caso la Relación de Puestos de Trabajo)  y asegurarse de que su contenido se adapta igualmente a los empleos con predominio femenino y masculino".
 
"Esto sucede en el Ayuntamiento de Granada, puesto que la valoración de los factores se hace incidiendo  mucho en algunos factores como las esfuerzos físicos y el trabajo a turnos (que mayoritariamente tienen policías y bomberos, que cuentan con un 95 por ciento de hombres). Sin embargo, otros factores como la actualización de conocimientos, la autonomía y toma de decisiones o la repercusión en los resultados, que son más propios del trabajo técnico y administrativo (realizado mayoritariamente por mujeres) se encuentran valorados económicamente prácticamente al mínimo".
 
"Vemos así como el Ayuntamiento de Granada en su política de personal, ha ido premiando económicamente los empleos realizados por hombres, mientras que a aquellos que realizan las mujeres apenas se les daba valor", advierte.
 
"No es admisible en ningún ámbito, menos aún en una administración pública en pleno siglo XXI. Esperamos mucho de un Plan de Igualdad y de un PSOE que según su propia proposición de ley para garantizar la igualdad retributiva considera que cuando exista una brecha superior al 25% se debe activar una presunción iuris tantum".