Piropos poéticos
La falta de una consejeria específica y el desprecio al Centro de Documentación Musical, detonantes

Movilización en defensa de la Cultura en Andalucía

Cultura - IndeGranada - Lunes, 5 de Septiembre de 2022
Las recientes políticas del Gobierno de la mayoría absoluta del PP en Andalucía, que ha reducido a la mínima expresión la importancia de la Cultura en la comunidad autónoma, han motivado a un grupo de intelectuales y artistas a redactar un Manifiesto en Defensa de la Cultura Andaluza, del que te informamos.
Imagen de la Alhambra desde el Albaicín.
Tom Leif Eggert archivo
Imagen de la Alhambra desde el Albaicín.

Imagen de archivo del Cuarto Real de Santo Domingo. M.R.

El documento ha sido impulsado desde las ocho provincias andaluzas por personas de “diferentes orientaciones ideológicas y políticas”, vinculadas al mundo de la cultura y la educación, pero también de otros ámbitos y expresa la “preocupación por la grave situación de las políticas culturales en Andalucía”, así como el “firme compromiso por hacer de la cultura uno de nuestros más importantes valores de futuro”.

Los firmantes critican que la “mención a la Cultura haya sido relegada a un segundo y menoscabado lugar en la denominación de la Consejería correspondiente en el Gobierno de Andalucía”, en alusión a la nueva Consejería de Turismo, Deporte y Cultura

Los firmantes critican que la “mención a la Cultura haya sido relegada a un segundo y menoscabado lugar en la denominación de la Consejería correspondiente en el Gobierno de Andalucía”, en alusión a la nueva Consejería de Turismo, Deporte y Cultura.

Por ello, exigen una “Consejería de Cultura con las importantes competencias que requiere y con una dotación económica y funcional suficiente para impulsar como es necesario la cultura de Andalucía”, señala el manifiesto impulsado por Álvaro Salvador, catedrático de Literatura Hispanoamericana y Española de la Universidad de Granada y poeta, o Manuel Ángel Vázquez Medel, escritor y profesor de la Universidad de Sevilla.

“No solo en sus valores intangibles y patrimoniales, -añaden- sino también en sus extraordinarias posibilidades económicas para la creación de riqueza y trabajo, en el marco de unas industrias culturales del siglo XXI.  Solo así se daría cumplimiento a lo establecido en el Estatuto de Autonomía de Andalucía (art. 10.3) entre los Objetivos básicos de la Comunidad Autónoma: “El afianzamiento de la conciencia de identidad y de la cultura andaluza a través del conocimiento, investigación y difusión del patrimonio histórico, antropológico y lingüístico”.

‘¿Cómo puede tener una “unidad” una Biblioteca que no existe?’

Reconocen que uno de los detonantes ha sido “la supresión del importante Centro de Documentación Musical de Andalucía, y su relegación a unidad administrativa dependiente de la Biblioteca de Andalucía” que, en opinión del documento, son “verdaderamente alarmantes y parecen ignorar la importancia de la Música de Andalucía, que hace solo unos años conseguía el reconocimiento del Flamenco como Patrimonio de la Humanidad”.

Centro de Documentación Musical de Andalucía. IndeGranada

Y abunda en lo anterior al subrayar, además, que “la Biblioteca de Andalucía desde el momento de su creación hasta hoy, sigue sin tener un edificio adecuado a sus posibilidades y dormita alojada en los locales de la Biblioteca Pública Provincial de Granada. ¿Cómo puede tener una “unidad” una Biblioteca que no existe?”

Y abunda en lo anterior al subrayar, además, que “la Biblioteca de Andalucía desde el momento de su creación hasta hoy, sigue sin tener un edificio adecuado a sus posibilidades y dormita alojada en los locales de la Biblioteca Pública Provincial de Granada. ¿Cómo puede tener una “unidad” una Biblioteca que no existe?”

Por todo ello, señala el manifiesto, “instamos al Gobierno de Andalucía a la apertura de un diálogo abierto y fecundo con instituciones, asociaciones y colectivos representativos del mundo de la cultura en Andalucía, a fin de redefinir las vías necesarias para garantizar el respeto y el fomento de la cultura andaluza”.

Los firmantes quieren dar a conocer el escrito en Granada, “como expresión de nuestro apoyo a la candidatura de Granada como Ciudad Europea de la Cultura”.

Este es el contenido íntegro del manifiesto:

Manifiesto en de Defensa de la Cultura Andaluza

Andaluzas y andaluces de todos los lugares de nuestra tierra, de diferentes orientaciones ideológicas y políticas, vinculados al mundo de la cultura y la educación, pero también de otros ámbitos, deseamos manifestar nuestra preocupación por la grave situación de las políticas culturales en Andalucía. También nuestro firme compromiso por hacer de la cultura uno de nuestros más importantes valores de futuro.

Vemos con preocupación que la mención a la Cultura” haya sido relegada a un segundo y menoscabado lugar en la denominación de la Consejería correspondiente en el Gobierno de Andalucía, y exigimos la existencia de una Consejería de Cultura” con las importantes competencias que requiere y con una dotación económica y funcional suficiente para impulsar como es necesario la cultura de Andalucía. No solo en sus valores intangibles y patrimoniales, sino también en sus extraordinarias posibilidades económicas para la creación de riqueza y trabajo, en el marco de unas industrias culturales del siglo XXI. Solo así se daría cumplimiento a lo establecido en el Estatuto de Autonomía de Andalucía (art. 10.3) entre los Objetivos básicos de la Comunidad Autónoma: El afianzamiento de la conciencia de identidad y de la cultura andaluza a través del conocimiento, investigación y difusión del patrimonio histórico, antropológico y lingüístico”. Acontecimientos recientes, como la supresión del importante Centro de Documentación Musical de Andalucía, y su relegación a unidad administrativa dependiente de la Biblioteca de Andalucía, son verdaderamente alarmantes y parecen ignorar la importancia de la Música de Andalucía, que hace solo unos años conseguía el reconocimiento del Flamenco como Patrimonio de la Humanidad. Teniendo en cuenta, además, que la Biblioteca de Andalucía desde el momento de su creación hasta hoy, sigue sin tener un edificio adecuado a sus posibilidades y dormita alojada en los locales de la Biblioteca Pública Provincial de Granada. ¿Cómo puede tener una “unidad” una Biblioteca que no existe?

Por todo ello instamos al Gobierno de Andalucía a la apertura de un diálogo abierto y fecundo con instituciones, asociaciones y colectivos representativos del mundo de la cultura en Andalucía, a fin de redefinir las vías necesarias para garantizar el respeto y el fomento de la cultura andaluza.

Queremos firmar conjuntamente este escrito y darlo a conocer en Granada como expresión de nuestro apoyo a la candidatura de Granada como Ciudad Europea de la Cultura.

Información de referencia:

Artículo de opinión: 

Las reacciones: