Recicla, para respirar un aire más limpio
La marcha por la carretera, cine documental y charlas en institutos, en el 81 aniversario del genocidio franquista

Una intensa programación recuerda a las víctimas de ‘La Desbandá’, para que nunca se olvide

Ciudadanía - J.I.P. - Jueves, 1 de Febrero de 2018
Las asociaciones memorialistas de la provincia, unidas a la Junta de Andalucía y la Diputación, han organizado un amplio e intenso programa de actividades para conmemorar el 81 aniversario de La Desbandá, una de las mayores masacres de la Guerra Civil, para que nunca se olvide lo que para muchos fue un genocidio que se cobró la vida de entre 3.000 y 5.000 personas en la carretera de la Costa, que une Málaga y Almería.
Asociaciones e instituciones unidas para conmemorar 'La Desbandá'.
J.M.Grimaldi/Junta Granada
Asociaciones e instituciones unidas para conmemorar 'La Desbandá'.


La caída de Málaga en manos de los sublevados el 7 de febrero de 1937 provocó la huida de unas 150.000 personas hacia Almería, aún republicana, en un dramático trayecto a pie por la carretera del litoral en el que entre 3.000 y 5.000 refugiados, entre ellos miles de mujeres, niños y ancianos, fueron masacrados, víctimas del acoso y los bombardeos por tierra, mar y aire de las tropas de Franco con el apoyo de sus aliados, los fascistas  italianos y alemanes.

El propósito de las asociaciones memorialistas reunidas, el Club Senderista ‘La Desbandá’, la Asociación Granadina para la Recuperación de la Memoria Histórica, La Asociación Granadina Verdad, Justicia y Reparación y la Asociación  para la Recuperación de la Memoria 14 de Abril, junto a la Junta, la Diputación y el Ayuntamiento de Motril,  es que El Guernika andaluz, uno de los episodios más crueles de la Guerra Civil, no se olvide: “Rompieron nuestras vidas, que no rompan nuestra memoria. No más genocidios”,  como clama el lema de la II Marcha Senderista que en 11 etapas recorrerá por el litoral el mismo camino que hace 81 años hicieron aquellas víctimas huyendo del fascismo.

Junto a la marcha, un documental, una muestra de cine, charlas y exposiciones en institutos, y música comprometida a cargo de Paco Moyano, Juan Pinilla y Largatija Nick, conforman una brillante programación que arrancará el lunes 5 de febrero con la inauguración en Motril de la exposición ‘La mirada de Hati Horna. Guerra y Revolución (1936-1939)’, y se prolongará hasta el 21 de marzo con la última actividad en el IES Padre Manjón.

La delegada del Gobierno andaluz, Sandra García, interviene en la presentación de las actividades. J.M. Grimaldi/Junta Granada

“Recordar es hacer justicia y es la forma más firme de asentar nuestro futuro de convivencia y paz”, señaló la delegada del  Gobierno andaluz, Sandra García, quien trasladadó su agradecimiento a todas las asociaciones, familias y colectivos “que, con su compromiso con la memoria histórica, fortalecen nuestra sociedad asentando la democracia, la justicia y la libertad”.

Sandra García resaltó que la Junta es pionera en España en el desarrollo de una legislación de Memoria Histórica que ha incrementado un 150 por ciento los recursos destinados a las acciones en fosas y que vela además por la salvaguarda, conocimiento y difusión de la historia de la lucha del pueblo andaluz por sus derechos y libertades con la rehabilitación de espacios y senderos de memoria democrática.

Entre sus medidas prevé la próxima constitución del Consejo de la Memoria, un órgano fundamental de participación, la inclusión de esta materia en los currículos docentes, la creación de oficinas provinciales de atención a las víctimas o el denominado I Plan Andaluz de Memoria Democrática 2018-2022, instrumento de referencia para las iniciativas reguladas por la ley como los trabajos de indagación, localización, exhumación e identificación de las víctimas.

“Es bueno que las familias sepan, que toda la sociedad sienta que quienes dieron su vida por defender la democracia, la justicia y la libertad no lo hicieron en vano”, dijo la delegada para agregar que mantener viva la memoria es una exigencia democrática y una necesidad de salud ética.

En el mismo sentido se pronunció la diputada provincial de Cultura y Memoria Democrática, Fátima Gómez, quien subrayó que iniciativas como ésta contribuyen a restablecer la dignidad de las víctimas y a hacer justicia. A su juicio, es fundamental que los familiares se sientan arropados por las asociaciones y las asociaciones por las propias instituciones públicas.

En nombre de la Asociación Granadina para la Recuperación de la Memoria Histórica, su presidente, Rafael Gil Bracero, significó la aportación de su entidad a la conmemoración, fundamental para que las nuevas generaciones conozcan y aprenden lo que ocurrió. Así, llevarán a cinco institutos de la provincia una exposición con diez paneles, que completarán con charlas divulgativas para explicar la realidad sin máscaras de la masacre en la Costa.

Gil Bracero anunció la creación de una oficina provincial, con el apoyo de la Junta, para facilitar a los descendientes de las víctimas del franquismo la tramitación de solicitudes.

Francisco Vigueras, presidente de la Asociación Granadina Verdad, Justicia y Reparación, resaltó que la conmemoración de ‘La Desbandá’ supone la mayor movilización del movimiento memorialista andaluz. Destacó la proyección del documental ‘La maleta mexicana’, que cuenta la historia de los 4.500 negativos de los legendarios fotógrafos que retrataron la Guerra Civl, como Cappa, Gera Taro y David Chim.

En su exposición, reclamó un reconocimiento del Parlamento andaluz con las víctimas de ‘La Desbandá’, que sea retirada la tumba de Queipo de Llano de La Macarena, la señalización de la N-340 como sendero de la Memoria, un censo oficial de fosas y víctimas de aquella masacre y la creación de un centro de interpretación con proyección internacional del hecho histórico.

José García, de la Asociación  para la Recuperación de la Memoria 14 de Abril, destacó el ciclo de cine documental que incluye el estreno de ‘Hasta siempre, hermanos. Las Brigadas Internacionales en La Desbandá’, una producción de la entidad sobre la intervención de las Brigadas Internacionales,  a las que se rinden homenaje este año, en la Costa y la Alpujarra en febrero de 1937.

La II Marcha Senderista arrancará el 7 de febrero en Málaga y en 11 etapas llegará a Almería diez días más tarde, tras recorrer 250 kilómetros reviviendo el camino de los refugiados, según explicó Rafael Morales, del Club Senderista ‘La Desbandá’, quien como los compañeros de las asociaciones subrayó que todas las actividades tratan de “sacar del olvido el genocidio más grande la Guerra Civil.