Conoce a la Diputación de Granada
Proseguirán con sus movilizaciones

Marea Amarilla: 'Nos sentimos traicionados'

Ciudadanía - M.A. - Domingo, 23 de Octubre de 2016
Muy críticos con el giro de los partidos políticos que respaldaban al colectivo en su reivindicación del soterramiento como una cuestión inaplazable y prioritaria, el colectivo aspira a formar parte de la comisión de seguimiento que prometió el Ministerio de Fomento.
La Marea Amarilla, 'decepcionada', seguirá con sus reivindicaciones.
Miguel Rodríguez
La Marea Amarilla, 'decepcionada', seguirá con sus reivindicaciones.

"No lo entendemos. Hemos retrocedido", afirma José Fernández Ocaña, presidente de la Asociación de Vecinos de La Chana y portavoz de la Marea Amarilla en una conversación con El Independiente de Granada. Se muestra decepcionado con la reciente iniciativa aprobada en el Congreso de los Diputados, por unanimidad de todos los grupos, que antepone la llegada del AVE y relega el soterramiento y la Variante de Loja.

El mismo escenario que había dibujado el ministro de Fomento en funciones en su visita a Granada: el AVE llegará en un año, sin soterrar, y prolongará hasta entonces el aislamiento ferroviario que, a hasta la fecha, se prolonga ya más de año y medio. De esa reunión "salieron contentos" el alcalde y muchos de los representantes de los grupos políticos. Fernández Ocaña se pregunta por qué. 

Fernández Ocaña en una de las manifestaciones por el soterramiento. miguel rodríguez

Todo esto ha ocurrido apenas un mes después de la exitosa movilización que impulsó Granada en Marcha con la colaboración de la Marea Amarilla para reivindicar el fin del aislamiento y reclamar la llegada del AVE y su soterramiento. También ahí estuvieron los representantes políticos. 

Aunque el cambio ya se veía venir en las reuniones de la Mesa del Ferrocarril, donde la Marea Amarilla percibió cómo su reivindicación fue quedando en un segundo plano para anteponer como prioritaria la recuperación de las conexiones ferroviarias, algo que ni siquiera se va a conseguir. El ministro ya dejó claro que no ven competitivo recuperar la línea de Moreda. Granada seguirá aislada por tren el año que tardarán las obras del AVE.

El pasado 17 de septiembre Granada pidió a Fomento conexión ferroviaria y un AVE soterrado. miguel rodríguez

Y por todo ello, con desazón, el presidente de los vecinos de La Chana resume con contundencia: "Nos sentimos traicionados". Estas palabras reflejan el estado de ánimo de un colectivo que, pese a todo, sigue con su lucha.

El pasado jueves se reunieron con el alcalde, Francisco Cuenca, quien les puso al día de la información facilitada, al fin, por Fomento en esa reunión con Rafael Catalá. "Nos dice que hay que seguir", agrega Fernández Ocaña que cuestiona la idea de segunda fase para el soterramiento que, ahora más que nunca, se da por aceptada. Como ya venían adviertiendo, desde que iniciaron su movilización, si la Alta Velocidad llega en superficie la obra se quedará para décadas. "Quién se va a atrever a tirar una obra que ha costado tantos millones", se pregunta. 

En esa reunión con Cuenca la Marea Amarilla reclamó un lugar en la comisión de seguimiento que comprometió Fomento para ir dando cuenta de los pasos en las obras del AVE y abordar, también ahí, el resto de reivindicaciones que no se ven atendidas: la reconexión ferroviaria, la integración de la Alta Velocidad en la capital y la Variante de Loja. 

Representantes de la Marea Amarilla el día de la visita del ministro de Fomento. indegranada

Precisamente a Loja se refiere el presidente de la Asociación de Vecinos de La Chana para reiterar su convencimiento de que hay puntos en ese tramo, tal y como está ahora diseñado, "por los que no puede pasar el AVE". Y lo destaca para expresar su temor a que el año prometido para acabar los trabajos se prolongue. Con ese escenario, insiste en que si hubiera "voluntad política", se abordaría el soterramiento en la capital. Cree que si ahora un autobús transporta a los viajeros a Antequera, por qué no podría utilizarse la misma fórmula si el AVE se quedara a la entrada de Granada, en Bobadilla. Llega a referirse incluso a la Azucarera como opción para la estación. 

La Marea Amarilla está dispuesta a seguir adelante con sus reivindicaciones. "Esto tenemos que sacarlo adelante el movimiento ciudadano, porque una vez más, los políticos nos han decepcionado", asegura Fernández Ocaña que insiste en que el soterramiento es un problema de ciudad, aunque sean los barrios de La Chana y su entorno los más afectados. "Igual no hemos sabido conectar y hacer ver que es un problema de ciudad".

Y en este punto recuerda también que siempre han sido responsables con sus acciones de protesta: "Ni siquiera hemos querido en estos años paralizar las obras del AVE". Ahora seguirán movilizándose. Y no descartan "acciones contundentes".