Deposita la basura a su hora

El PSOE cierra reunión con Ciudadanos, a los que acusa de hacer un "paripé"

Política - E.P. - Viernes, 12 de Junio de 2015
El portavoz municipal del PSOE, Francisco Cuenca, ha acusado a Ciudadanos de hacer un "paripé" después de que haya trascendido que está más cerca de un acuerdo con el PP para la gobernabilidad en el Ayuntamiento de Granada tras un almuerzo con el alcalde en funciones, José Torres Hurtado.
Cuenca atiende a los periodistas.
Indegranada
Cuenca atiende a los periodistas.

En declaraciones a los periodistas a la salida del encuentro, Cuenca ha señalado que, aunque aún no descarta ser elegido alcalde, no va a seguir con el "juego" de Ciudadanos y el PP, a los que ha censurado por hacer una "antigua política" de "tácticas y estrategias" y anteponiendo los intereses de su partido al de los ciudadanos.

De hecho, ha considerado que en las pasadas elecciones municipales, los granadinos votaron por un "cambio" para "acabar" con las "políticas rastreras" de quienes "han destruido los servicios públicos". Por ello, ha vuelto a reiterar que el PSOE continúa dispuesto a liderar ese "cambio", para el que llevan trabajando, según ha incidido Cuenca, en los últimos cuatro años.

"Seguimos dispuestos a seguir defendiendo un proyecto de soluciones, de ideas, y de ilusión para Granada, y, mientras tanto, hay otras formaciones políticas que han estado jugando con los intereses de todos los granadinos", ha censurado el socialista, para quien Ciudadanos y PP le han "faltado el respeto", no al PSOE, "sino a todos los granadinos" con un "juego" que demuestra que "sólo les interesa su partido" y su "estrategia".
 
Preguntados por si dan por cerrado totalmente el acuerdo con Ciudadanos, Cuenca ha dicho que no lo está pero sí ha dicho que los socialistas no están dispuestos a ser "partícipes" de este "cachondeo" y "paripé", del "quítate tú para que me ponga yo, y vete tú para que se ponga otro". "Se trata de cambiar Granada y de devolverle a la gente la ilusión", ha indicado.
 
El portavoz socialista ha dicho no sentirse decepcionado, y ha indicado que son los granadinos los que tienen que sentirse "engañados". Sí ha indicado que está "orgulloso" del trabajo hecho durante estos años, y que los socialistas se ven "responsables y honestos", como el único partido que ha desarrollado una labor "seria" en estos últimos cuatro años. "Que los granadinos se planteen ahora quién está jugando con sus intereses. Nosotros hemos aportado documentos con soluciones, lo contrario a esa política antigua que tiene tan decepcionados a los ciudadanos", ha sostenido.