Ven en primavera a Sierra Nevada
El Ayuntamiento de Granada convoca a la Mesa del Ferrocarril

Los socialistas cargan contra el ministro de Fomento y el PP presume de AVE

E+I+D+i - Redacción El Independiente de Granada - Domingo, 3 de Diciembre de 2017
Las declaraciones del ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, en Antequera, en las que no aclaró cuándo llegará el AVE a Granada y supeditó el fin del aislamiento ferroviario, camino de los mil días, a su puesta marcha han provocado un duro enfrentamiento entre socialistas y populares, a nivel de organizaciones políticas y de instituciones que gobiernan.

Imagen de la visita del ministro de Fomento a Antequera de este viernes. IndeGranada

Mientras el PSOE y las máximas autoridades de Junta de Andalucía en Granada, Diputación y el Ayuntamiento de la capital cargaron con dureza contra el ministro de Fomento por el “frustrante” resultado de la visita exprés del ministro, el PP y las máxima representaciones del Gobierno en Andalucía y Granada presumieron de AVE y calificaron de “rabieta” las críticas socialistas al atribuirse los populares la llegada de la infraestructura.

Los populares, sin embargo, nada dijeron de la desconexión ferroviaria de Granada, y dieron por el hecho el fin de las obras como compromiso, pese a que como el propio ministro señaló en Antequera las pruebas de seguridad, que marcarán la puesta en marcha del AVE, se realizarán al mismo tiempo que se terminan las obras.

La primera reacción vino de parte de la coordinadora del Grupo Parlamentario Socialista, Elvira Ramón, quien calificó de "burla" la visita "exprés" del ministro de Fomento, Íñigo de la Serna y denunció que Granada seguirá aislada "muchos meses más"."Íñigo de la Serna se podría haber ahorrado este viaje exprés que no ha servido para aclarar todas las dudas que existen en torno al AVE", dijo la socialista, que ha criticado además que "el Gobierno solo ha buscado la foto en un acto propagandístico ante la presión y el descontento social e institucional existente en la provincia ante una situación insoportable y sin precedentes en España".

Posteriormente, se pronunció el presidente de la Diputación y secretario general del PSOE de Granada, José Entrena, quien consideró un "despropósito" la visita del ministro de Fomento. Entrena exigió al Gobierno que invierta los más de 300 millones de fondos europeos asignados para la línea a Granada y afirmó que el ministro vino “a otra provincia para celebrar el fin de unas obras que no han terminado y para confirmar que seguiremos con el aislamiento ferroviario”.

La delegada del Gobierno andaluz, Sandra García, aseguró que “en el fondo y en las formas el Gobierno de España vuelve a despreciar a Granada” con el AVE. “Si se ha quedado en Málaga por una agenda complicada el viernes aquí le hubiéramos recibido cualquier otro día de la semana, lo importante es que hubiera despejado incertidumbres sobre el paso de la alta velocidad por Loja y su llegada a Granada”, apuntó.

El alcalde de Granada, Francisco Cuenca, anunció la próxima convocatoria de la Mesa por el Ferrocarril ante la falta de “concreción" y las “vaguedades” aportadas por el Ministerio de Fomento para la llegada del AVE a la capital y exigió la recuperación de la conexión ferroviaria interrumpida desde abril de 2015. Cuenca tildó de “jarro de agua fría para los granadinos” la visita a Antequera del Ministro que “rechazó comprometerse con fechas para que Granada recupere las conexiones ferroviarias tras casi mil días sin trenes” y exigió que “Granada por su situación tiene que ser la prioridad y no una ciudad más” para el Gobierno.

El PP presume de AVE

Desde el PP, abrió el contrataque el delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, quien calificó de "pataleta infantil" la reacción del PSOE. "Es inconcebible que la buena noticia de la terminación de las obras cause malestar en el Partido Socialista, que ha reaccionado con una pataleta injustificada e infantil" a lo que "solo es una mala noticia para ellos", añadió, marcando el camino que luego repitiría como argumentario el PP.

Así, el subdelegado del Gobierno en Granada, Francisco Fuentes, consideró “injustificadas e infundadas” las críticas de los socialistas, pidió a la Diputaión y la Junta “lealtad para apoyar los proyectos buenos para la provincia” y que “abandonen la confrontación inútil que no lleva a ninguna parte” y resaltó que una inversión de 1.643 millones en los 122 kilómetros de línea AVE es “una prueba contundente del firme compromiso del Gobierno Central con esta infraestructura y con la provincia”.

El secretario general del PP de Granada, Pablo Garcíasubió el nivel de las críticas y lamentó la pataleta socialista” tras la visita del ministro de Fomento, mostrando que “les duele” asumir que “es el Gobierno del PP el único que apuesta por la alta velocidad”.

La satisfacción popular llegó a tal extremo que hasta el presidente del PP de Granada, Sebastián Pérez, contestó en twitter a la Marea Amarilla con un (el AVE) ya está aquí.

Y le siguió elportavoz del PP en la Diputación, José Robles, en otro mensaje: